Juan Carlos Díaz Lorenzo

De la casi nada medida en años, el puerto de Santa Cruz de Tenerife se ha convertido en las últimas semanas en punto de referencia en el atraque de plataformas petrolíferas de primera generación. Como ya conocen nuestros lectores, la realidad es que no tienen trabajo en un sector tecnológicamente muy competitivo y tampoco atraque disponible en el puerto de Las Palmas de Gran Canaria –en realidad, allí no las quieren pues no vienen a efectuar reparaciones importantes– y han encontrado espacio seguro en el puerto tinerfeño que, a falta de mejores panes, buenas son tortas. Aquí realizan algunos trabajos, generan cierta dosis de empleo y algo se mueve en torno a su presencia. Menos es nada.

A los tres artefactos que ya están aquí desde hace algún tiempo, hoy se ha sumado la plataforma “ENSCO 7500”, que desde hace unos días se encontraba frente a Santa Cruz de Tenerife, esperando la necesaria mejoría del tiempo para poder atracar con las debidas garantías en la Dársena de Los Llanos. Espacio portuario que, de apilar contenedores, ha pasado a alinear plataformas petrolíferas llenas de óxido necesitadas de mantenimiento, aunque la Autoridad Portuaria trata de vender la oportunidad como mejor puede: “reporta importantes ingresos a la comunidad portuaria y la reactivación de la industria de las reparaciones navales”.

La cuarta plataforma petrolífera, esta mañana, en la maniobra de entrada

Sector este último, el de las reparaciones navales, que perdió hace bastante tiempo lo poco que tenía cuando desapareció la antigua NUVASA, luego Astilleros de Tenerife. Y aunque el varadero estaba en uno de sus peores momentos, inmerso en una crisis financiera y comercial de considerable calado, la falta de visión y de previsión de la Autoridad Portuaria acabó por dar la puntilla a esta actividad. De modo que los pocos talleres especializados cerraron sus puertas o mermaron considerablemente su actividad y el puerto de Las Palmas de Gran Canaria asumió el liderazgo exclusivo en materia de reparaciones navales, focalizado en ASTICAN y Repnaval-Zamakona, además de un importante número de talleres especializados.

Precisamente, una de estas empresas, llamada Hidramar, es responsable en buena medida de la presencia de las plataformas petrolíferas en el puerto de Santa Cruz de Tenerife. Su implantación en el puerto de Las Palmas de Gran Canaria es notoria, pues no en vano se trata de una compañía de referencia en hidráulica, mantenimiento y reparaciones navales en Canarias. Nos dicen fuentes conocedoras de la situación que, en efecto, se ha creado empleo, pues se requiere de especialistas, aunque no siempre se encuentran aquí por las razones ya expuestas. A Hidramar es a quien tenemos que agradecer en primera instancia su apuesta por ampliar su espacio de actuación en el puerto de Santa Cruz de Tenerife.

Mientras tanto, la Autoridad Portuaria a lo suyo. En los últimos meses ha subido el tono del malestar por la discutible gestión que caracteriza su andadura. En la prensa local son visibles las quejas ante la realidad evidente. Consciente de ello ha emprendido una campaña mediática para tratar de frenar el grave deterioro de imagen a la vista de los pobres resultados. Enfrascado en los cruceros de turismo, como si de la panacea se tratara, de pronto se le ha abierto una luz en el cielo con la llegada de las plataformas petrolíferas. Desde aquí decimos que ojalá vengan más chismes de éstos si con ello se genera empleo efectivo y estable y se produce un renacimiento sostenible de las reparaciones navales, tan necesarias en un puerto que se precie.

Porque si de la nueva terminal de contenedores se trata, la decepción es profunda. Y, al margen de la exigible responsabilidad a la empresa concesionaria del grupo OHL, entendemos que también existe responsabilidad política. Quien no cumple no tiene derecho. No alcanzamos a entender muy bien por qué TCT pretende que no se le renueve la concesión a CAPSA, cuando es la única que genera actividad y lleva aquí toda la vida. A la vista de cómo ha transcurrido el tiempo y apenas hay nada, consideramos que se está tardando en rescindirla y entregársela a quien de verdad apueste por el puerto tinerfeño, con las debidas garantías; a quien demuestre que ama con lealtad a esta tierra y cierra filas por el progreso y el desarrollo bien entendido.

Foto: Francisco Luis Yanes Aulestia

Anuncios

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El vicepresidente ejecutivo de Acciona Trasmediterránea, Ignacio Aguilera, se reunió ayer en el puerto de Málaga, a bordo del buque “Juan J. Sister”, en un encuentro con responsables del entorno portuario y marítimo de aquella ciudad. Dicho acto se enmarca en el capítulo de relaciones de la compañía con las instituciones vinculadas al desarrollo de la actividad de la compañía en dicho puerto.

Ignacio Aguilera y el capitán del buque “Juan J. Sister”, Gregorio Urbistondo,  recibieron a  bordo a los asistentes al encuentro, entre los que se encontraban representantes de la Subdelegación del Gobierno, Autoridad Portuaria, Comandancia Naval, Fuerzas de Seguridad del Estado, prácticos del Puerto, Sanidad, Aduanas y el Instituto Social de la Marina.

Acciona Trasmediterránea cuenta con una presencia centenaria en gestión de pasaje y carga entre los puertos de Málaga y Melilla. “Esta experiencia  ha sido clave para que las dificultades, cuando existen, sean menores; sin embargo, también hay que reconocer que no sería posible ofrecer un buen servicio sin la colaboración, esfuerzo y buen hacer de todas las instituciones y organismos que ustedes representan”, dijo el vicepresidente ejecutivo de Acciona-Trasmediterránea, que ha tomado el relevo del anterior consejero delegado, Antonio Grávalos.

Ignacio Aguilera y el capitán Urbistondo reciben a uno de los invitados

Ignacio Aguilera, el capitán Urbistondo y otros invitados conversan con el CN Molinero

Fotos: Acciona-Trasmediterránea

Redacción

La Sociedad de Estiba y Desestiba del Puerto de Santa Cruz de Tenerife culminó ayer su transformación en Sociedad Anónima de Gestión de Estibadores Portuarios (SAGEP). Con ello se mantiene el capital social que tenía cuando era agrupación de interés económico (APIE) así como el mismo número de títulos (24.000 acciones).

Los socios son las siguientes empresas titulares del servicio portuario básico de manipulación de mercancías en el citado puerto: Compañía Auxiliar del Puerto, S.A. (CAPSA); Terminal de Carga Rodada Canarias, S.A. (TCR); Contenerfrut, S.A.; Naviera Armas, S.A.; y Canarias Agroner, S.L. Causan baja del accionariado, al perder las respectivas licencias de la Autoridad Portuaria, La Candelaria, Terminal de Contenedores, S.A., operadora de Contenemar; y Naranjo y Castro, S.L.

El consejo de administración de la SAGEP queda configurado de la siguiente manera: Compañía Auxiliar del Puerto, S.A. (CAPSA), con dos consejeros; Terminal de Carga Rodada Canarias, S.A. (TCR), con un consejero; Contenerfrut, S.A, con un consejero; y Naviera Armas, con un consejero. Se suma, en cumplimiento a la ley, un representante de la Autoridad Portuaria como miembro no consejero.

Vista parcial de la terminal de contenedores de CAPSA

Foto: Juan Carlos Díaz Lorenzo

Redacción

En el transcurso de un acto celebrado el pasado 10 de noviembre en el Casino de Santa Cruz de Tenerife, Manuel Marrero Álvarez ingresó como miembro numerario de la Academia Canaria de Ciencias de la Navegación, cumpliendo así con el acuerdo de la junta directiva adoptado en su día por unanimidad.

Abrió la sesión el presidente de la Academia, Enrique García Melón, quien dio paso al secretario, Manuel Garrocho Martín, para dar lectura al acuerdo plenario por el que se admite al nuevo académico, a propuesta de los miembros Enrique García Melón, José Perera Marrero y Juan Carlos Díaz Lorenzo y, a continuación, Manuel Marrero Álvarez pronunció su discurso de ingreso con una conferencia titulada “Edad de oro de los grandes trasatlánticos”.

Manuel Garrocho Martín lee el acuerdo de la junta directiva de la Academia

Entretenida y amena intervención en la que su autor hizo un recorrido histórico por los grandes protagonistas del transporte marítimo entre Europa y América en la primera mitad del siglo XX. Evocación de compañías navieras, barcos, personajes y hechos históricos en tiempos de paz y de guerra más destacados que jalonaron toda una época, con el relevante protagonismo de Gran Bretaña, Alemania, Francia, Holanda, Italia y España.

Dado su conocido afán y entusiasmo por las cosas de la mar y los barcos, la conferencia de Manuel Marrero Álvarez hizo revivir a los asistentes no sólo los principales hitos de la comunicación trasatlántica de la época y las vicisitudes de cada compañía (Cunard, White Star, Norddeutscher Llody, CGT, Italia di Navigazione…) y de sus buques, sino hilvanado todo ello con las razones políticas, sociales y económicas de cada momento.

Manuel Marrero Álvarez, en el transcurso de su intervención

“Edad de oro de los grandes trasatlánticos”, conferencia del nuevo académico

La conferencia estuvo acompañada de una selección de imágenes de los grandes trasatlánticos ingleses “Mauretania”, “Lusitania”, “Aquitania”, “Olympic”, “Titanic” y “Britannic”; y los tres “monstruos” alemanes de Hapag: “Imperator”, luego “Berengaria”; “Vaterland”, luego “Leviathan” y “Bismarck”, luego “Majestic”, así como los buques “Ile de France” y “Normandie”, en el caso de Francia e Italia, con sus elegantes trasatlánticos “Rex” y “Conte di Savoia”.

Mención para EE.UU. con los trasatlánticos “América” y más tarde el célebre “United States”, imbatido en su clase en el cruce del Atlántico; el resurgir de Alemania con los trasatlánticos “Bremen” y “Europa”; Inglaterra, con los trasatlánticos “Queen Mary” y “Queen Elizabeth”, el primero conservado como hotel flotante en la costa oeste de EE.UU. y el segundo perdido por un incendio en aguas de Hong Kong.

El último tramo de su intervención lo dedicó a la Compañía Trasatlántica Española, la gran protagonista junto a Pinillos e Ybarra de las líneas trasatlánticas de nuestro país. Y lo hizo con un recorrido por los principales acontecimientos y los buques “Infanta Isabel de Borbón” y “Reina Victoria Eugenia”, “Alfonso XIII”, luego “Habana”; “Marqués de Comillas”, “Magallanes” y “Juan Sebastián Elcano”, “Virginia de Churruca” y “Satrústegui”, “Covadonga” y “Guadalupe”  y “Begoña” y “Montserrat”.

Juan Carlos Díaz Lorenzo, padrino del académico, contesta el discurso de ingreso

A continuación le contestó el vicepresidente de la Academia y padrino del nuevo académico, Juan Carlos Díaz Lorenzo, quien dijo que “hoy recibimos a una persona con un inusual sentido de la amistad en estos tiempos de hondas dificultades y arraigado materialismo, un sentido práctico y amable de la vida y una larga experiencia profesional directamente relacionada con el puerto tinerfeño”.

Manuel Marrero Álvarez nació en 1933 en Santa Cruz de Tenerife y estuvo unido a la Compañía Trasatlántica Española durante los 45 años que duró su vida laboral, desde su llegada en 1949. En una primera etapa como jefe de la oficina de los agentes de siempre de la centenaria naviera española, Sres. Viuda e Hijos de Juan La Roche, “sinónimo de honradez y prestigio, cuya manifiesta lealtad a la compañía, manteniéndose ajena a otros clientes, acabaría pasándole una dolorosa factura” y provocaría su cierre en 1984. Momento en el que la dirección de la compañía, en Madrid, nombró a Manuel Marrero delegado regional de Compañía Trasatlántica Española en Canarias, cargo que desempeñó por espacio de una década, hasta su jubilación anticipada.

 “Más allá del acontecer portuario, Manolo Marrero es hombre de buena memoria y apasionado de la historia naval, como hemos podido apreciar en su discurso de ingreso. Desde el principio de nuestra amistad compartimos vocación por la época de los trasatlánticos y su presencia en el puerto de Santa Cruz de Tenerife. De ello nos ha dejado constancia en su libro titulado ‘Trasatlántica y la emigración canaria a América’, publicado en 2008”.

“Dicho libro es el reflejo de un amor irrepetible y escenificado en una compañía naviera que tanto ha significado en la historia del puerto de Santa Cruz de Tenerife –y de España y América Latina toda- y que figuró entre las más antiguas de Europa, pues en los últimos años, en manos de unos empresarios de dudosa capacidad, Trasatlántica se hundió irremisiblemente”.

“La Academia se enriquece hoy con la llegada de Manuel Marrero Álvarez por las razones que he dicho con anterioridad. Y estoy seguro que también el nuevo académico se enriquece en su conocimiento y afectividad con la experiencia y la amistad de todos nosotros que, desde hoy y al menos oficialmente, somos sus nuevos amigos y colegas académicos”.

Enrique García Melón impone la medalla de la Academia al nuevo académico

Manuel Marrero y Juan Carlos Díaz Lorenzo se funden en un abrazo

Manuel Marrero Álvarez, arropado por los miembros de la Academia

Juan Carlos Díaz Lorenzo y Manuel Marrero Álvarez

A continuación, el presidente de la Academia le impuso la medalla y le entregó el título acreditativo y la insignia correspondiente, momento en el que ambos se fundieron en un emotivo abrazo, haciéndolo a continuación con su padrino de ceremonia entre los aplausos de los académicos asistentes y de sus familiares. Excusaron su asistencia los académicos Roberto González Díaz, Alberto Darias Príncipe y Antonio Burgos Ojeda, por encontrarse fuera de la isla.

Fines de la Academia de Ciencias de la Navegación

La Academia Canaria de Ciencias de la Navegación tiene como fines Investigar y fomentar el estudio de la navegación, en sentido amplio, así como su enseñanza y difusión; estimular las publicaciones sobre temas relacionados con la navegación; organizar convenciones, jornadas y cursos que ayuden a un mejor conocimiento de la navegación, por parte de nuestra comunidad archipielágica, tan dependiente del sector marítimo; colaborar en la formación del profesorado, en sus múltiples perfiles y estudiar lo relativo a la normativa, nacional e internacional, relacionada con la navegación en general.

Entre sus principales actividades, realiza encuentros con personas estudiosas de temas relacionados con la navegación, promueve la organización de cursos y jornadas sobre las ciencias de la navegación, publicar estudios y trabajos relacionados con los fines expresados y fomenta la organización de convenciones, jornadas, cursos y conferencias, relacionados con los diferentes aspectos de la navegación.

Los miembros numerarios de la Academia Canaria de Ciencias de la Navegación son los siguientes:

1.- Enrique García Melón, capitán de la Marina Mercante, doctor en Ciencias del Mar y en Marina Civil, catedrático de la Universidad de La Laguna.

2.- Juan Carlos Díaz Lorenzo, historiador, investigador y periodista, licenciado en Historia del Arte por la Universidad de Santiago de Compostela.

3.- Manuel Garrocho Martín, capitán de la Marina Mercante y doctor en Marina Civil

4.- Juan Imeldo Gómez Gómez, jefe de máquinas, doctor en Marina Civil y profesor titular de la Universidad de La Laguna.

5.- Arturo Hardisson de la Torre, doctor en Farmacia y catedrático de la Universidad de La Laguna

6.- José Perera Marrero, capitán de la Marina Mercante, doctor en Marina Civil y profesor titular de la Universidad de La Laguna.

7.- Antonio Burgos Ojeda, doctor en Medicina, profesor titular de la Universidad de La Laguna.

8.- Roberto González Díaz, capitán de la Marina Mercante y doctor en Marina Civil, capitán del buque-hospital “Esperanza del Mar”.

9.- Francisco Noguerol Cajén, capitán de la Marina Mercante y doctor en Marina Civil, práctico del puerto de Santa Cruz de La Palma.

10.- Juan Antonio Irigoyen Jiménez, capitán de corbeta (RNA) y doctor en Marina Civil.

11.- Enrique Melón Rodríguez, doctor en Marina Civil, profesor contratado de la Universidad de La Laguna.

12.- Abel Camblor Ordiz, doctor en Marina Civil, profesor titular de la Universidad de Oviedo.

13.- Antonio Fraidíaz Becerra, doctor en Marina Civil, profesor titular de la Universidad de Cádiz.

14.- Santiago Iglesias Baniela, bidoctor en Marina Civil (Universidad de La Coruña y Universidad de La Laguna), profesor titular de la Universidad de La Coruña.

15.- Antonio Manuel Couce Calvo, capitán de fragata del Cuerpo General de la Armada y  diplomado de Estado Mayor.

16.- Gonzalo Lozano Soldevilla, doctor en Biología y en Marina Civil, profesor titular de la Universidad de La Laguna.

17.- José Manuel Martínez Mayán, doctor en Marina Civil, profesor titular de Escuela Universitaria, Universidad de La Coruña.

18.- Luis Alonso Santos Jara, doctor en Marina Civil, profesor asociado de Universidad.

19.- Daniel García Gómez de Barreda, doctor en Ciencias del Mar, profesor titular de la Universidad de Cádiz.

20.- Carlos Pérez Labajos, doctor en Marina Civil, profesor titular de la Universidad de Cantabria.

21.- Alberto Darias Príncipe, doctor en Historia y catedrático de la Universidad de La Laguna.

22.- Manuel Marrero Álvarez, directivo naviero y delegado regional de Compañía Trasatlántica Española en Canarias (1984-1993).

Asimismo, son miembros correspondientes de la Academia Canaria de Ciencias de la Navegación, las siguientes personas:

1.- María Concepción Rodríguez Rodríguez, capitán de la Marina Mercante y doctora en Marina Civil.

2.- César Rodríguez Quintana, capitán de la Marina Mercante y doctor en Marina Civil.

Fotos: Manuel Marrero Díaz

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Desde su privilegiada atalaya y su amor por la mar y los barcos, Antonio Sáez nos deleita con magníficas fotografías en las que se conjuga arte, estética, buen y bien hacer.  Lo pone de manifiesto, una vez más, en estas fotografías de la llegada del megacrucero panameño “MSC Fantasía” que llegó, en su última visita, en un bello amanecer otoñal.

Mientras maniobra entre puntas para entrar de popa, aguarda por su banda de estribor el buque portacontenedores “OPDR Cádiz”, procedente de Caniçal, el puerto comercial de Madeira y cuando la operación del gigante ya está resuelta, sale el primer viaje de la mañana de Fred. Olsen Express y el centenario vapor “La Palma” observa el cruce de barcos y el comienzo de un nuevo día en el acontecer portuario. La vida continúa.

Maniobra del megacrucero "MSC Fantasía" con las primeras luces del alba

Bella imagen de un nuevo amanecer en el puerto tinerfeño

Dos etapas de la navegación se cruzan en aguas de la bahía tinerfeña

Fotos: Antonio Sáez

 

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El puerto, siempre el puerto. El puerto, puerta de entrada y de salida de la isla. El acontecer portuario como latido del pulso económico de Tenerife, que debe mucho a su existencia. Imágenes de una actividad constante -afortunadamente- que hace posible el abastecimiento, la exportación, el comercio, las comunicaciones interinsulares y una parte de la capacidad turística insular. Ahí queda el testimonio del buen quehacer de Antonio Sáez y de Esteban González. El puerto les une… nos une, mejor dicho.

"Marco Polo" y "Costa Marina" comparten atraque en el muelle Sur

La estampa de un clásico del turismo marítimo, de nuevo en Tenerife

El crucero "Costa Marina" posee una interesante historia marinera

El crucero "Marco Polo" es el último buque de la serie "Iván Franko"

Maniobra del ro-ro "José María Entrecanales", en su segunda escala

El ferry "Sorolla" maniobra entre puntas

Los buques "Sorolla" y "José María Entrecanales" coinciden cada lunes en el puerto de Santa Cruz de Tenerife

El buque portacontenedores "JSV Yaiza" maniobra en dirección al dique del Este

El ro-ro español "Suar-Vigo", de Flota Suardíaz, pertenece a la matrícula naval de Santa Cruz de Tenerife

Fotos: Antonio Sáez y Esteban González

Juan Carlos Díaz Lorenzo

De acuerdo con las previsiones, esta mañana arribó al puerto de Santa Cruz de Tenerife –el de su matrícula- el nuevo buque-tanque de productos Tinerfe, propiedad de Distribuidora Marítima Petrogás, una de las empresas del Grupo DISA, recientemente adquirido y que comenzará su actividad comercial al servicio de la Compañía Logística de Hidrocarburos (CLH) en el Mediterráneo.

Como ya adelantamos en esta misma sección (ver Del acontecer portuario, 03/02/2010 y 11/12/2009), el nuevo buque fue entregado a sus armadores en el astillero donde ha sido construido, en Corea del Sur, a finales de noviembre de 2009 y, después de cargar completo de aceite en un puerto de Malasia, emprendió viaje a España por el Océano Indico, con escala en Ciudad del Cabo, en 50 singladuras.

El nuevo buque atracó a primera hora en la segunda alineación del dique del Este, donde se suministró fuel y gasoil, así como alimentos frescos, agua y otras provisiones, continuando viaje a Barcelona consignado por Honsureste. Por su popa se encontraba el buque-tanque Hespérides, que hasta la incorporación del buque-tanque Tinerfe ostentaba el honor de ser el barco más grande de la compañía; y en el antepuerto, a órdenes, estaban fondeados otros dos barcos de la misma empresa: Faycán y Guanarteme, así como el butanero Sigas Master, en régimen de arriendo.

Proyectado y construido como Samho Freedom, es un buque de nueva generación y de doble casco, de 11.259 toneladas brutas (GT), 5.265 netas (NT) y 17.539 de peso muerto (TPM), desplaza 22.541 toneladas y son sus principales dimensiones 144 metros de eslora total -136 entre perpendiculares-, 22,60 de manga, 12,50 de puntal y 9,20 de calado máximo. La capacidad de carga es de 18.611 metros cúbicos, el promedio es de 1.800 m3/h y dispone de tanques para 15 segregaciones.

Está propulsado por un motor MAN Burmeister & Wain modelo 8S35MC, de 5.950 kw que acciona un eje y una hélice de paso fijo de cinco palas; dispone de tres motores auxiliares Yanmar de 745 kw cada uno, consume fuel IFO 380 y su velocidad de servicio a plena carga es de 13 nudos. Para las maniobras en puerto tiene una hélice transversal a proa de 500 kw. Está clasificado por el Germanischer Lloyd con la anotación 100 AS ESP IW VEC Chemical Tanker Type-2, Oil Tanker MC AUT INERT CM-PS y le corresponde el código IMO 9498107.

Distribuidora Marítima Petrogás, con sede social en Santa Cruz de Tenerife desde su creación en 1967, dispone, en la actualidad, de una flota compuesta seis buques de nueva generación: Tinerfe, Hespérides, Mencey, Guanarteme, Nivaria y Faycán. Para el suministro de gases licuados del petróleo tiene un buque gasero arrendado al Grupo Eitzen Chemical, llamado Sigas Master, en servicio desde el 14 de marzo de 2009, fecha en la que relevó al anterior buque de su tipo llamado Sigas Mate.

Todos ellos cumplen con la normativa internacional, nacional y las especificaciones de la propia compañía y del grupo industrial al que pertenece en materia de seguridad y transporte de productos derivados del petróleo. Distribuidora Marítima Petrogás mantiene su nivel y prestigio entre las navieras europeas de su especialidad, con una flota moderna y tecnológicamente muy avanzada.

Maniobra del buque-tanque "Tinerfe" en el dique del Este

El nuevo buque-tanque "Tinerfe", en su primera escala en el puerto de Santa Cruz de Tenerife

Visto de proa, pintado con la contraseña de Distribuidora Marítima Petrogás

Aspecto de la cubierta principal a la altura de los "manifolds"

Perspectiva de la superestructura del buque

Detalle de la chimenea y el bote de rescate

Los buques "Hespérides" y "Tinerfe" comparten atraque en el dique del Este del puerto tinerfeño

Fotos: Antonio Sáez Peña y Juan Carlos Díaz Lorenzo

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El próximo 6 de febrero arribará al puerto de Santa Cruz de Tenerife –el de su matrícula- el nuevo buque-tanque de productos Tinerfe, propiedad de Distribuidora Marítima Petrogás, una de las empresas del Grupo DISA, recientemente adquirido y que comenzará su actividad comercial al servicio de CLH en el Mediterráneo.

Como ya adelantamos en esta misma sección (ver Del acontecer portuario, 11/12/2009), el nuevo buque fue entregado a sus armadores en el astillero donde ha sido construido, en Corea del Sur, a finales de noviembre de 2009 y, después de cargar completo de aceite en un puerto de Malasia, emprendió viaje a España por el Océano Indico y el cabo de Buena Esperanza, previendo unas 50 singladuras.

El buque-tanque Tinerfe  -construido con el nombre de Samho Freedom- es el mayor de la flota actual de Distribuidora Marítima Petrogás. Es un buque de doble casco de 11.259 toneladas brutas (GT), 5.265 netas (NT) y 17.539 de peso muerto (TPM), desplaza 22.541 toneladas y son sus principales dimensiones 144 metros de eslora total -136 entre perpendiculares-, 22,60 de manga, 12,50 de puntal y 9,20 de calado máximo. Está propulsado por un motor MAN Burmeister & Wain 8S35MC, de 5.950 kw que acciona un eje y una hélice de paso fijo de cinco palas, consume fuel IFO 380 y su velocidad de servicio a plena carga es de 13 nudos. Para las maniobras en puerto dispone de una hélice transversal a proa de 500 kw.

Distribuidora Marítima Petrogás, con sede social en Santa Cruz de Tenerife desde su creación en 1967, dispone, en la actualidad, de una flota compuesta seis buques de nueva generación: Tinerfe, Hespérides, Mencey, Guanarteme, Nivaria y Faycán. Para el suministro de gases licuados del petróleo tiene un buque gasero arrendado al Grupo Eitzen Chemical, llamado Sigas Master, en servicio desde el 14 de marzo de 2009, fecha en la que relevó al anterior buque de su tipo llamado Sigas Mate. Todos ellos cumplen con la normativa internacional, nacional y las especificaciones de la propia compañía y del grupo industrial al que pertenece en materia de seguridad y transporte de productos derivados del petróleo. 

Cubierta del buque-tanque "Tinerfe", capeando un temporal en el Cabo de Buena Esperanza

Redacción

El Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife ha aprobado esta mañana el Plan de Empresa 2010 de dicho organismo portuario, documento en el que se incluye el correspondiente proyecto de presupuesto que en esta ocasión está caracterizado por la contención del gasto corriente para el próximo año como respuesta a la situación de crisis económica existente.

Según una nota informativa de la citada entidad, entre las cifras más representativas destacan los 41,5 millones en concepto de previsión de facturación por parte de la Autoridad Portuaria, haciendo hincapié al respecto en el hecho de que se mantiene el coeficiente corrector a las tasas en el 1,05%, con lo que un año más se descarta el incremento de las mismas por parte del organismo tinerfeño.En este punto “conviene puntualizar” que la Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife “deja de facturar cada año un promedio de 20 millones de euros por aplicación de las bonificaciones a los correspondientes tráficos portuarios”. 

Puertos de Tenerife prevé generar en 2010 entre recursos propios, devengos de fondos europeos y financiación externa unos 100 millones de euros con los que acometer una previsión de inversión de más de 92 millones. Además de la ratificación de este documento, acordado ya con Puertos del Estado, destaca del orden del día la autorización de contratación de las obras de habilitación de la zona de tránsito-maniobra de la nueva base de contenedores de la Dársena del Este, en el puerto santacrucero, por un plazo de seis meses y un presupuesto de licitación de 2.490.143,67 euros.

Los cruceros, la estampa más atractiva del acontecer portuario

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Los patrulleros de altura “Cazadora” (P-78) y “Vencedora” (P-79) han finalizado sendas operaciones de vigilancia marítima en aguas españolas, “una actividad que tiene como misión contribuir a garantizar la seguridad de los espacios marítimos de soberanía e interés nacional”, informa la Armada española.

Las principales misiones de estos buques durante sus operaciones de vigilancia tratan de contribuir a la acción del Estado en la mar para ejercer la soberanía y proteger los intereses marítimos nacionales en el mar territorial y Zona Económica Exclusiva, y colaborar con otros órganos de la Administración que tengan competencias en el ámbito marítimo. Además de sus labores de patrulla, los buques realizan adiestramiento a su dotación.

Interceptación de una patera en aguas del Estrecho de Gibraltar

Durante su despliegue, el patrullero ‘Cazadora’ participó activamente en la búsqueda y rescate de dos pateras, la primera con 23 inmigrantes subsaharianos, y la segunda con 46, que salieron de la costa de Marruecos hacia España en la madrugada del domingo 17.

Por su parte, el patrullero ‘Vencedora’ realizó varios acercamientos amistosos o “MSA Approaches” a pesqueros de la costa catalana y de Levante para dar a conocer las actividades de la Armada. Hizo escala en Barcelona y el patrullero “Cazadora” en Ceuta para descanso de la dotación.

Foto: Armada española