Juan Carlos Díaz Lorenzo

Hay expectación en los medios navales de Vigo ante la botadura, el próximo martes, del segundo flotel que la petrolera mejicana Pemex ha contratado en astilleros españoles. En algunos medios gallegos se insiste en que se trata de un hecho testimonial, al margen del hito en la construcción del buque, en el sentido –como ya hemos informado en esta misma sección– de que el destinatario final de este buque y del que fue botado hace casi un mes en el astillero de Navantia en Ferrol, están vendidos o a punto de serlo a la empresa noruega Volstad, en una operación estimada en 130 millones de euros. La pregunta es, puesto que Pemex tiene la mayoría del astillero vigués, ¿qué pasará con Barreras?

Parece que Pemex no tiene interés en disponer de los nuevos floteles –buques de acomodación para la industria off shore–, por lo que en su política de desinversiones parece que ha encontrado comprador para ambos buques, que por ahora tienen los nombres de “Orgullo Petrolero” y “Reforma Pemex”. El contrato fue adjudicado en enero de 2014, después de un periodo de tiras y aflojas en el que más de una vez se vio el peligro de que no llevara a cabo. Lo que se dice en el sector es que ambos buques serán entregados en julio de 2016 a sus nuevos propietarios. Técnicos noruegos han estado en Ferrol y Vigo en las últimas semanas y todo hace pensar que así será.

Este es el aspecto del flotel “Reforma Pemex”, días antes de su botadura

Foto: Miguel Tárrago

Anuncios

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El flotel que construye Navantia en Ferrol para Pemex será botado el próximo 28 de agosto, informa el astillero público. Lo hará con el 66% de la obra ejecutada y a partir de ese momento completará el resto en el muelle de armamento, hasta el comienzo de las pruebas de mar. Mientras, el segundo flotel, que construye Barreras en Vigo, tiene prevista su botadura para el 29 de septiembre.

Según ha trascendido, Pemex, inmersa en un programa de desinversión, negocia con la compañía noruega Volstad venderle ambos buques, de modo que cuando sean entregados –mediados de 2016- ya estén en posesión de su posible compradora. Ambos buques fueron contratados por PMI, filial de Pemex, en enero de 2014, en 130 millones de euros cada uno. Son buques similares al “Edda Fides”, construido en Barreras.

El flotel que se construye en Ferrol será botado el 28 de agosto

Foto: Navantia