Juan Carlos Díaz Lorenzo

La naviera portuguesa Transinsular, en colaboración con la operadora logística JFV y Marítima Consiflet, ha iniciado esta semana un nuevo servicio entre los puertos de La Coruña, Leixoes, Lisboa, Las Palmas de Gran Canaria, Cabo Verde y Mauritania, atendida por los buques portacontenedores “Lagoa” y “Christina”. Se trata de un servicio regular semanal que tiene el aliciente de situar al puerto de La Coruña como base de contenedores en el noroeste de España.

La nueva línea se produce en un momento en el que existe crecimiento y demanda, tanto de exportaciones como de importaciones, lo que ha animado a sus promotores a llevar adelante este proyecto. La situación geográfica del puerto de La Coruña le permite competir en condiciones ventajosas con los puertos de Vigo, Villagarcía de Arosa y Ferrol.  Además, afianza la posición de La Coruña como base de contenedores, un tráfico en el que hasta ahora había sido secundario.

El buque “Lagoa” es uno de los asignados a la nueva línea

Foto: b47b56 (shipspotting.com)

Anuncios

Juan Carlos Díaz Lorenzo

A comienzos del mes de mayo publicamos en esta misma sección la noticia del vencimiento del contrato para el suministro de combustibles en el archipiélago de Azores, que está a cargo de la compañía portuguesa Transinsular. Hasta hace poco, el servicio de distribución estaba a cargo del petrolero Eberhart Essberger (IMO 8513168) y desde hace unos días lo presta un quimiquero tipo II de doble casco llamado Chem Daisy (IMO 9479644).

El citado buque es propiedad de la sociedad White Daisy Shipping Ltd. y es mucho más nuevo que su predecesor, construido en 1986, abanderado en Madeira y que navegó durante algún tiempo con el nombre de Ebro.

Construcción número 48 del astillero Cicek Tersanesi, en Turquía, el buque Chem Daisy fue botado el 26 de octubre de 2010. Registra 2.015 toneladas brutas, 904 toneladas netas y 3.074 toneladas de peso muerto, siendo sus principales dimensiones 84,98 m de eslora total, 12,60 m de manga y 5,40 m de calado. Está propulsado por dos motores Mitsubhisi, con una potencia de 2.556 caballos, que accionan dos azipods y le permite una velocidad de crucero de 11,5 nudos.

Pertenece a una serie de cuatro buques –los tres restantes ostentan los nombres de Chem Violet, Brezzamare y Frecciamare– y en su primera escala en el puerto de la isla Graciosa vino al mando del capitán Bugrahan Simsek, de nacionalidad turca, y estuvo auxiliado por los prácticos Henrique D’ Almeida, a la entrada y Rui Carvalho, a la salida, informa nuestro colaborador en aquella isla, Manuel Bettencourt.

Azores es un archipiélago formado por nueve islas, divididas en tres grupos, que suman una superficie de 2.333 kilómetros cuadrados. La más grande es Sao Miguel (747 kilómetros cuadrados) y la más pequeña, Corvo (17 kilómetros cuadrados).

Son islas de origen volcánico y la erupción más reciente se produjo en 1957, en la isla de Faial. El volcán do Pico, en la isla de su mismo nombre, es la montaña más alta de Portugal: 2.352 m. de altitud. El archipiélago tiene una población de 256.000 habitantes. El grupo oriental está formado por las islas de Sao Miguel y Santa María; el grupo central, por las islas de Terceira, Graciosa, Sao Jorge, Pico y Faial; y el grupo occidental, por las islas Flores y Corvo.

El buque-tanque "Chem Daisy", a su llegada al puerto de Graciosa

Es un buque quimiquero de doble casco IMO 2

El buque-tanque "Chem Daisy", atracado en el puerto de Graciosa

Detalle de la cubierta principal del nuevo buque

Fotos: Manuel Betthencourt