Juan Carlos Díaz Lorenzo

En la mañana del 31 de mayo se celebró en el Tercio de Armada de San Fernando (Cádiz) el acto de recibimiento de los componentes de la Fuerza Expedicionaria de Infantería de Marina para el Líbano (FIMEX LH-XVIII), y de un Equipo de Control Aerotáctico de la Fuerza española en Afganistán (ASPFOR XXXII), tras finalizar su despliegue y participación en las operaciones “Libre Hidalgo” y “Romeo Alfa”, respectivamente. La ceremonia fue presidida por el almirante jefe de Estado Mayor de la Armada (AJEMA), almirante general Jaime Muñoz-Delgado, informa la Armada española.

El AJEMA pasa revista a la Fuerza de Infantería de Marina a su regreso de Líbano

Con el repliegue de los 44 infantes de Marina del Tercio de Armada que, durante seis meses, han formado parte de la Fuerza Provisional de Naciones Unidas en el Líbano (UNIFIL), la Armada ha puesto fin a casi siete años de presencia en el Líbano. En septiembre de 2006, la Armada fue la primera en aportar efectivos a la participación española en la misión de Naciones Unidas en aquel país, desarrollada como consecuencia de la Resolución 1701 del Consejo de Seguridad de la ONU.

Durante este periodo, casi 800 marinos, en su mayoría infantes de marina, han contribuido, junto con otras unidades del Ejército de Tierra y de otros países, a garantizar la paz y la seguridad en la zona tras el recrudecimiento del conflicto entre el Líbano e Israel en julio y agosto de 2006.

El acto celebrado tuvo también como protagonistas a los cinco infantes de marina integrantes del Equipo de Control Aerotáctico que han regresado recientemente de Afganistán. “El cometido principal de este equipo, compuesto por personal altamente especializado, consistió en prestar asesoramiento al mando en lo relativo al empleo de los medios aéreos, y la ejecución del proceso de solicitud, coordinación y dirección de los mismos en apoyo a las unidades desplegadas”, informa el gabinete de comunicación de la Armada. En la actualidad, la Infantería de Marina mantiene otro equipo similar desplegado en la provincia afgana de Badghis en apoyo a las operaciones en curso.

Foto: Armada española