Juan Carlos Díaz Lorenzo

MSC sigue los pasos de Royal Caribbean International y se suma a la era de los megacruceros de la industria turística marítima. El gigante europeo ha planificado la construcción en los siete próximos años de igual número de barcos, con una inversión de 5.100 millones de euros, lo que le permitirá doblar su capacidad actual. La nueva generación de la serie “Vista” estará formada por dos unidades y serán construidos en el astillero STX France, en St. Nazaire, en el que se ha escenificado el corte de acero.

El primer buque, de 167.000 GRT, se llamará “MSC Meraviglia” y está previsto para mayo de 2017. El segundo, para 2019. Otras dos opciones, caso de confirmarse, se situarían en el horizonte de 2022. Cada uno de ellos podrá alojar a 5.700 pasajeros y cuando el primero entre en servicio será el mayor de su clase construido por una naviera europea, pues el liderazgo mundial lo sigue manteniendo la compañía norteamericana Royal Caribbean con los buques de la serie “Oasis” construidos en Finlandia.

Este será el aspecto exterior de los nuevos magecruceros de MSC

Serán los mayores buques de su clase construidos para una naviera europea

MSC ha elegido el nombre de “MSC Meraviglia” para reflejar el asombro y la admiración que los futuros pasajeros sentirán cuando estén a bordo. Desde marzo de 2014 más de cuatrocientas personas han trabajado en la definición de las características del nuevo buque, en el que prima la ecología, la seguridad y la agilidad. Tendrá tres puertos base (Génova, Marsella y Barcelona) y su comercialización comenzará en junio próximo.

El plan de nuevas construcciones contempla también el primero de los buques de la serie “Seaside”, el primero de los cuales, “MSC Seaside”, está previsto para noviembre de 2017. Será destinado al mercado norteamericano con base en Miami, aunque donde MSC prevé un mayor crecimiento será en Europa. Desde 2004, la compañía ha crecido un 800 % en cuanto a capacidad. En 2014 viajaron 1,67 millones de pasajeros y alcanzó una facturación de 1.500 millones de euros.

Fotos: MSC Cruceros

Anuncios

Juan Carlos Díaz Lorenzo

La experiencia de los megacruceros de la clase “Oasis of the Seas” y las expectativas de crecimiento del mercado turístico han sido determinantes para que Royal Caribbean Cruise Line haya decidido construir otro barco del mismo tipo, aunque un poco mayor, por aquello de mantener el liderazgo internacional. Está en construcción en el astillero de St. Nazaire (Francia) y recibirá el nombre de “Harmony of the Seas”, según ha informado en estos días la propia naviera. La entrega está prevista para abril de 2016.

Será un buque de 227.700 toneladas brutas, con una eslora de 2,75 m más que el buque “Allure of the Seas”, que es de 361,50 m. Podrá alojar a 6.360 pasajeros y, como es habitual en la industria turística, ofrecerá algunos atractivos que tratan de diferenciarlo de sus inmediatos competidores. Mientras tanto, Royal Caribbean sigue barajando proyectos e incorpora nuevos nombres: “Ovation of the Seas”, para otro barco de la clase “Quantum”. Y en el ambiente, además, “Pulse of the Seas”, “Passion of the Seas”…

Este será el aspecto exterior del mayor crucero de turismo del mundo

Foto: Royal Caribbean Cruise Line

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El astillero STX France en St. Nazaire construirá dos nuevos buques para MSC Cruceros, que serán en su día los mayores de la mencionada compañía. Condicionado a la aprobación de la financiación necesaria, el proyecto corresponde a un nuevo modelo que incrementará en un 31 % la capacidad de la compañía turística. Tendrá una oferta a bordo diferenciada, de modo que no tenga parangón con los barcos actuales, según destacó el presidente ejecutivo de la naviera, Pierfrancesco Vago.   

Sobre el proyecto, cada buque tendrá un registro de 167.000 toneladas brutas, en un casco de 315 m de eslora y 43 m de manga, capaz de alojar a 5.700 pasajeros en 2.250 cabinas. La tripulación será de 1.536 personas en 820 cabinas. El calendario de entregas se ha fijado para 2017 y 2019 y sumarán 16 millones de horas de trabajo. La fecha de inicio de los trabajos se ha fijado para la primavera de 2015. Aunque éstos serán los mayores para una naviera europea, los buques de la clase “Oasis” de Royal Caribbean construidos en STX Finland siguen imbatibles.

Este será el aspecto de los nuevos buques de MSC Cruceros

Foto: MSC Cruceros

Juan Carlos Díaz Lorenzo

En escala técnica se encuentra atracado en el muelle de ribera del puerto de Santa Cruz de Tenerife el buque hidrográfico francés “Beautemps-Beaupré”, unidad auxiliar de la Marine Nationale. Pertenece al Servicio Hidrográfico y Oceanográfico y su nombre rinde homenaje al hidrógrafo Charles-François Beautemps-Beaupré. A su llegada fue recibido por el cónsul de Francia en Tenerife, Eric Landrau y el oficial de enlace de la Comandancia Naval.

Releva al buque hidrográfico “Espérance”, dado de baja en 2000, al que tuvimos ocasión de ver en varias ocasiones en el puerto tinerfeño. Construido en el astillero STX France, en Lorient, fue botado el 26 de abril de 2002 y entró en servicio el 13 de diciembre de 2003. El diseño está basado en el del buque “Thalassa” y sus principales misiones están relacionadas con la hidrografía, batimetría de gran precisión y física oceanográfica.

El buque “Beautemps-Beaupré”, visto por la amura de babor

Numeral A-758, registra 3.061 toneladas brutas y 1.260 toneladas de peso muerto. Mide 80,60 m de eslora máxima y 14,90 m de manga. Propulsado por un sistema diesel-eléctrico, que le permite mantener una velocidad de 13,8 nudos y dotado de posicionamiento dinámico para sus trabajos. Puede alojar a un máximo de 51 tripulantes. Código IMO 9098361.

Visto en toda su eslora por la banda de estribor

Visto de popa, desde su atraque en el muelle de ribera

Fotos: Manuel V. Samper Díaz

Juan Carlos Díaz Lorenzo

MSC Cruceros anunció ayer que ha formalizado la carta de intenciones con el astillero STX France para la construcción del megacrucero MSC Fantástica, un buque de la serie MSC Fantasía, que se convertirá en el duodécimo de su flota. La entrega del barco está fijada para la primavera de 2012.

Según divulgó MSC Cruceros en un comunicado, el proceso se inició el 1 de marzo y después de confirmada la financiación y todos los detalles del contrato, finalmente entró en vigor. El nuevo buque tendrá capacidad para 3.800 pasajeros -cien cabinas más que sus predecesores-, en un casco de 333 metros de eslora y casi 140.000 toneladas de registro bruto.

El nuevo buque será similar al megacrucero "MSC Fantasía"

Foto: MSC Cruceros