Juan Carlos Díaz Lorenzo

Una explosión a bordo del petrolero japonés “Shoko Maru”, ocurrida la pasada madrugada  en el puerto de Himeli, en la costa suroeste del país nipón, se ha saldado con cuatro tripulantes con graves quemaduras y la desaparición del capitán, informa el Servicio de Guardacostas de Japón. Otros tres tripulantes están a salvo. Según las primeras declaraciones, en el momento de producirse la deflagración se encontraban realizando trabajos de mantenimiento en la cubierta.

El buque “Shoko Maru” es un petrolero de productos y quimiquero de 2.242 toneladas de peso muerto. Construido en 1995 en el astillero Nakatani, es propiedad de Syoho Shipping, con sede en Hiroshima. La explosión de produjo a media eslora y el incendio que siguió a continuación alcanzó grandes proporciones y una altura estimada de unos cien metros. Remolcadores dotados de equipos para la lucha contra incendios se afanaron en dominar el fuego, que ha destruido casi todo el buque. Código IMO 9124861.

La explosión provocó un incendio muy denso, como puede verse en la imagen

Foto: Servicio de Guaradacostas de Japón

Anuncios