Juan Carlos Díaz Lorenzo

Para enero próximo está anunciada la retirada del buque “Saga Ruby” después de 40 años de vida marinera. Hace unos días hizo su última escala en los puertos de Vigo y A Coruña, donde José Ramón Montero captó esta magnífica fotografía a la salida del veterano y hermoso crucero de turismo, representante de toda una época. Nuestro buen amigo Fernando González Dörner y quien suscribe nos quedaremos con las ganas de viajar a bordo de un barco con tanto encanto, a la vista de la fecha inminente de su baja, seguramente para desguace.

Como ya hemos dicho en esta misma sección, se trata de uno de los barcos más bonitos y elegantes que existen en la actualidad dedicados al creciente mercado de los cruceros de turismo. Es uno de los últimos representantes de gran categoría de los buques de su clase. Pertenece a la generación de barcos notables de mediados de la década de los setenta y, sin duda, cuando entró en servicio causó un impacto muy considerable. El diseño corresponde a un buque de líneas armoniosas, equilibrado y proporcionado en casco, superestructura y chimenea, y de una estampa marinera muy elegante y visualmente agradable.

Construido por encargo de la compañía noruega Den Norske Amerikalinje A/S, con sede en Oslo, es la construcción número 39 de los astilleros Swan Hunter Shipbuilders Ltd., en Wallsend y fue botado el 15 de mayo de 1972 con el nombre de “Vistafjord”, siendo entregado a sus armadores el 15 de mayo de 1973 y estrenándose ocho días después en su viaje inaugural en la línea Oslo-Nueva York.

Espectacular cabezada del buque “Saga Ruby” a la salida de la ría de A Coruña

Sin embargo, poco tiempo se mantuvo el citado buque en la línea regular, pues el avance de la aviación comercial y la crisis del petróleo de octubre de 1973 provocó el cierre de la misma, dedicándose, a partir de entonces, a los cruceros de turismo, etapa en la que también participó su compañero de contraseña “Sagafjord”, otro barco bonito que acabó en el desguace vencido por las normas del convenio SOLAS 2010.

En mayo de 1980, los buques de la compañía Den Norske Amerikalinje A/S fueron transferidos a la sociedad Norwegian American Cruises A/S, y en diciembre de ese mismo año pasaron a la propiedad de Leif Hoegh & Co. Transcurrieron apenas tres años y en mayo de 1983, naviera y buques fueron vendidos al grupo británico Cunard, con entrega prevista para octubre del citado año. A partir de entonces ambos buques enarbolaron la contraseña de la histórica compañía británica, explotados por la división Cunard Cruises y, al igual que en su etapa anterior, siguieron siendo asiduos visitantes del Atlántico isleño. En diciembre de 1999, el buque “Vistafjord” fue rebautizado “Caronia”, pintado el casco de color negro, lo cual, si cabe, resaltaba todavía más su elegancia. Este barco, además, fue destinado a un tipo de pasajeros con límite mínimo de edad en 50 años, manteniendo a bordo el estilo inglés más tradicional.

En julio de 2004 el buque “Caronia” fue vendido a la sociedad Saga Shipping Co. Ltd., fijándose su entrega para el mes de diciembre del citado año, siendo rebautizado “Saga Ruby”, nombre con el que navega desde entonces. En octubre de 2009, maniobrando en el puerto de Nueva York, resultó averiado con daños de cierta importancia, que obligó a su reparación en los astilleros de Bayonne (New Jersey).

Es un buque de 24.292 toneladas brutas y 5.954 de peso muerto y son sus principales dimensiones 191,10 metros de eslora total y 25 de manga. Está propulsado por dos motores Sulzer 9RD68, con una potencia de 24.000 caballos, sobre dos líneas de ejes y hélices de paso variable, que le permite mantener una velocidad de crucero de 20 nudos. Tiene capacidad para 500 pasajeros (aunque puede alojar a un máximo de 670) y 390 tripulantes y está inscrito en el registro marítimo de Bahamas. Código IMO 7214715.

Foto: José R. Montero

 

Anuncios

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Se trata de un viejo conocido de los puertos canarios. Ahora se llama “Quest for Adventure” y hoy ha hecho su primera escala en el puerto de Santa Cruz de La Palma. En realidad es sólo un cambio de nombre, pues el buque sigue al servicio de Saga Cruises y operado por Saga Holidays. En esta oportunidad ha coincidido con los buques “AIDAsol” y “La Belle de l’ Adriatique”, como vemos en las fotos de José Javier Pérez Martín.

Hasta mayo de 2012 navegó con el nombre de “Saga Pearl II”. El buque fue adquirido en agosto de 2009 en una subasta por Saga Cruises para sustituir al veterano “Saga Rose”, retirado en diciembre del citado año, pues no superaba los requerimientos del SOLAS 2010 y tiempo después se vendió para desguace.

Aunque ya tiene sus años, sigue siendo un barco atractivo

El puerto palmero ha tenido hoy buques visitantes de tres tamaños

El puerto palmero mantiene la presencia de cruceros de turismo

Fotos: José Javier Pérez Martín

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El puerto de Santa Cruz de La Palma recibió hoy la primera escala del crucero de turismo “Minerva”, abanderado en Bahamas, procedente de Santa Cruz de Tenerife en viaje a Funchal. Fue una visita breve, pues a las 12,30 horas se hizo de nuevo a la mar, después de haber compartido atraque con el buque “Mein Schiff 1”, en una jornada primaveral, de azul intenso y atmósfera limpia.

Este buque tiene un origen llamativo. El casco, construcción número 1 del astillero Okean, en Nikolayev, ciudad de Ucrania, estaba destinado a un buque de investigación y espionaje de la Marina de Guerra de la URSS –“Okean”, sobre el proyecto- cuya construcción comenzó en 1989, pero unos meses después, debido a la desintegración de la Unión Soviética, las obras quedaron paradas.

El crucero de turismo "Minerva" amaneció en el puerto palmero

Así transcurrieron varios años, hasta que en 1994, la sociedad Swan Hellenic Cruises, filial de V-Ships, compró el casco a precio de saldo con la finalidad de transformarlo en crucero de turismo. Para ello hubo que terminar las obras fundamentales que permitieron su botadura, el 10 de diciembre de 1994 y, a continuación, fue remolcado a los astilleros T. Mariotti, en Génova (Italia), donde se procedió a su reconversión para dedicarlo a turismo de expedición, una modalidad que está creciendo mucho en los últimos años. Es decir, frente a la oferta clásica de las grandes compañías con itinerarios muy estandarizados, ha surgido una oferta diferenciada que permite llegar a donde otros no llegan. Y eso tiene su clientela, y cada vez más.

Bautizado con el nombre de “Minerva”, entró en servicio el 29 de abril de 1996 y el 7 de junio siguiente fue oficialmente bautizado en Londres, dando comienzo, a partir de entonces, a su explotación comercial con una programación de cruceros por Europa y el Mar Báltico, entre otros destinos.

En mayo de 2003 fue fletado por dos años por Saga Holidays y rebautizado “Saga Pearl”. Al vencimiento del contrato se abrió una nueva etapa de tres años de duración por cuenta del tour operador alemán Phoenix Reisen y el buque de esta historia pasó a llamarse “Alexander von Humboldt”, en homenaje al científico y botánico germano (1769-1859) tan arraigado a Tenerife en su célebre visita acontecida en 1799.

Nada hace sospechar su origen militar en tiempos de la extinta URSS

Es un barco de dimensiones modestas, pero ideales para su cometido

En enero de 2008 se constituyó la sociedad Artica Adventure & Cruise Shipping, domiciliada en Nassau (Bahamas) y cuando acabó el contrato con Phoenix Reisen, pasó a su control por espacio de seis años con el nombre original de “Minerva”, con el que esta mañana ha hecho su primera escala en el puerto palmero, como podemos apreciar en las fotos de nuestros colaboradores Alicia Fernández Concepción, Jorge Luis Henríquez Hernández y Gabilón.

De 12.331 toneladas brutas y 1.500 toneladas de peso muerto, mide 133 m de eslora total, 20 m de manga y 4,50 m de calado máximo. Está propulsado por dos motores MAN B & W PC2-6E, con una potencia de 6.920 kw sobre dos ejes que accionan igual número de hélices de paso variable y le permite mantener una velocidad de 16 nudos.

Tiene capacidad para 350 pasajeros en 181 cabinas –de ellas 44 exteriores con balcón privado- con un estándar clásico para este tipo de viajes, ambientado en estilo inglés. Entre noviembre de 2011 y febrero de 2012 ha sido modernizado en los astilleros Lloyd Werft, en Alemania. Código IMO 91441196.

Fotos: Alicia Fernández Concepción, Gabilón y Jorge Luis Henríquez Hernández

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El puerto de La Estaca (El Hierro) recibió hoy la primera escala del crucero de turismo “Saga Pearl II”, que arribó esta mañana, bien temprano, procedente de Santa Cruz de La Palma y zarpó esta noche, a las 20 horas, en viaje a San Sebastián de La Gomera. A bordo, 431 pasajeros y 269 tripulantes.

Este barco, de llamativa estampa marinera, es propiedad de Saga Cruises, compañía británica que va en crecimiento y cada día goza de más aceptación entre su clientela.

El buque “Saga Pearl II” fue comprado en una subasta por Saga Cruises a mediados de 2009 para sustituir al veterano “Saga Rose”, retirado en diciembre del citado año. El buque fue construido en 1981 en astilleros alemanes y anteriormente ha ostentado los nombres de “Astor” (1981-1985), Arkona” (1985-2001) y “Astoria (2001-2009). No debe confundirse con el segundo “Astor, construido en 1985 y de estampa marinera muy parecida.

El buque "Saga Pearl II", hoy, por primera vez en El Hierro

Foto: Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife

“Saga Pearl II”, en Vigo

noviembre 7, 2011

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El puerto de Vigo recibió el 3 de noviembre una nueva escala del crucero de turismo “Saga Pearl II”, que arribó procedente de Mahón en viaje a Southampton, con 426 pasajeros, ingleses en su mayoría y 274 tripulantes. Fue una escala corta, de apenas seis horas y consignado por Pérez y Cía. con su eficacia habitual.

La escala del buque de Saga Holidays, comenta nuestro estimado amigo Alfredo Campos Brandón, se desenvolvió “con un tiempo propio del calendario en que estamos, gris, lluvioso, con fuerte viento y mar arbolada. Suerte que tenemos la fortuna de una ría, bien abrigada, pero de todos modos con mal tiempo. Hasta el punto de que el velero ruso ‘Kruzensthern” parecía que iba a arrancar los norayes”.

El buque "Saha Pearl II", un clásico de los años ochenta, en Vigo

Es un barco bonito, construido en astilleros alemanes

Fotos: Alfredo Campos Brandón (alfysumundonaval)

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Es la primera vez que el buque de turismo Bleu de France visitó el puerto de Santa Cruz de Tenerife con su actual nombre, aunque aquí es bien recordado cuando se llamaba Europa y enarbolaba la contraseña de Hapag Lloyd. Estuvo ayer, 29 de mayo y hoy está en Funchal, desde donde seguirá esta tarde a Lisboa.

Arribó procedente de Santos con escala en Mindelo (Cabo Verde) y durante su estancia en el puerto de Santa Cruz de Tenerife estuvo acompañado por el crucero británico Oceana, de la flota de P & O Cruises, en viaje de Santa Cruz de La Palma a Las Palmas.

El buque Bleu de France es propiedad de Croisières de France, una compañía del grupo Royal Caribbean, y viene de cumplir con un contrato con el operador CVC en aguas de América del Sur. La campaña de verano la pasará en el Mediterráneo y en marzo de 2012 pasará a la contraseña de Saga Holidays con el nuevo nombre de Saga Sapphire.

El buque "Bleu de France" maniobra en la dársena de Anaga

El buque "Bleu de France" se cruza con el crucero "Oceana"

Detalle de la chimenea del crucero de turismo "Bleu de France"

En el muelle sur compartió atraque con el crucero británico "Oceana"

Llegada, esta mañana, del crucero "Bleu de France" a Funchal

El buque "Bleu de France", atracado en el puerto de Funchal

Fotos: Antonio Sáez y Joao Abreu

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Por sexta vez desde 2007, el pasado martes,  primero de marzo, hizo escala en el puerto de Santa Cruz de Tenerife, con su actual nombre, el crucero Spirit of Adventure, el menor de los buques que tiene en servicio la compañía británica Saga Holidays.  Recordamos, también, su primera etapa, cuando ostentaba el nombre de Berlín y estaba al servicio del turismo alemán, operado por Peter Deilmann.

Es un barco bien proporcionado, construido en 1980, de 7,813 toneladas brutas y un casco de 139,30 metros de eslora, con capacidad para 330 pasajeros. En esta oportunidad arribó procedente de Las Palmas y zarpó casi a medianoche en viaje a Funchal.

El crucero "Spirit of Adventure" maniobra para atracar

Es el antiguo "Berlín", en servicio desde 1980

Momento en el que maniobra el ferry "Volcán del Teide"

Fotos: Antonio Sáez

Juan Carlos Díaz Lorenzo

La compañía británica Saga Holidays ha comprado a Crociéres de France el buque Bleu de France, para reforzar su actividad a partir de 2012, año en el que le será entregado por sus actuales propietarios, pues en la actualidad tiene compromisos firmados hasta finales de 2011.

Saga Holidays ya había intentado comprar este buque a la compañía alemana Hapag, cuando se hizo pública su venta ante la incorporación del nuevo Europa, nombre que entonces ostentaba este barco y con el que le conocimos en el puerto de Santa Cruz de Tenerife.

Con esta adquisición, aunque su incorporación todavía se dilatará algo más de un año, Saga Cruises refuerza su presencia, tras la reciente baja del crucero Saga Rose, afectado por las nuevas normas del SOLAS 2010.

El crucero "Bleu de France", en el puerto de Funchal

Foto: Joao Abreu (sergio@cruises)