Juan Carlos Díaz Lorenzo

Uno de los tráficos más representativos del puerto de Vigo es el de la exportación de vehículos fabricados en la planta de Citröen. Ello genera, al mismo tiempo, un tráfico de entrada de materiales, además de la descarga de vehículos de otras marcas para el mercado nacional.

Este tipo de barcos, como bien apunta nuestro estimado amigo y colaborador Alfredo Campos Brandón, “no son joyas de la construcción naval, feos, verdaderos cajones flotantes”. Cierto, aunque son muy funcionales y están al alza.

Es el caso del “car carrier” Coral Leader, contratado en 2004 con los astilleros de Pula (Croacia) y entregado en noviembre de 2006, Abanderado en Bahamas, es propiedad de NYK Line y operado por Wallen Shipmanagement. Tiene capacidad para 4.900 coches, en un casco de 176 m de eslora total, 31,14 m de manga y 7.70 m de calado máximo, con un registro de 40.986 toneladas brutas y 12.164 toneladas de peso muerto. Propulsado por un motor diesel, mantiene una velocidad de servicio de 20 nudos. Código IMO 9318486.

El buque "Coral Leader" es propiedad de la compañóa japonesa NYK

El tráfico de barcos cocheros en Vigo en importante

Es un "car carrier" de tipo medio, con capacidad para 4.900 coches

NYK Lines es una compañía con presencia mundial

Fotos: Alfredo Campos Brandón