Juan Carlos Díaz Lorenzo

El pasado 20 de septiembre el buque de aprovisionamiento de combate “Cantabria” regresó a su base de Garden Island, tras finalizar un período de colaboración con las fragatas australiana “HMAS Stuart” y neozelandesa “HMNZ Te Mana” en aguas al este de Australia a lo largo de las últimas tres semanas, informa la Armada española. 

Los buques citados realizaron un intenso calendario de actividades. El BAC “Cantabria” colaboró principalmente en el campo de la maniobra, realizando aprovisionamientos en la mar diurnos y nocturnos y participando en ejercicios de guerra antiaérea, guerra antisubmarina, guerra asimétrica y operaciones de vuelo.

El BAC «Cantabria» sigue su periplo australiano demostrando su eficacia 

En esta ocasión embarcó una Unidad Aérea (UNAEMB) del Escuadrón 723 de la Real Marina Australiana (RAN), formada por dos helicópteros AS350BA Squirrel, y un contingente de 26 miembros de la RAN. Es la primera vez que una UNAEMB de un Escuadrón de la RAN embarca en un buque extranjero y su presencia a bordo ha permitido la formación y calificación de nuevos pilotos del Escuadrón 723.

Para la dotación del BAC “Cantabria” ha supuesto un valioso adiestramiento en el área de vuelo, al tener que operar por primera vez con dos helicópteros embarcados. El buque español zarpó el 23 de septiembre de su base para iniciar su participación en los ejercicios multinacionales “Triton Centenary 13”, antesala de la “International Fleet Review” que se celebrará del 4 al 11 de octubre.

Foto: Armada española

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El buque-dique “Blue Marlin” llegó ayer a Port Phillip Bay llevando sobre su cubierta el casco del ALHD “Canberra”, después de dos meses exactos de viaje, quince días más de lo inicialmente previsto. Como conocen nuestros lectores, el citado buque ha sido construido en los astilleros Navantia, en Ferrol y es el primero de dos unidades contratadas por la Marina de Australia.

A su llegada a Williamstown, el casco del “Canberra” será entregado al astillero BAE Systems, que procederá a su acabado, con la instalación de la superestructura y diversos equipos de navegación, electrónica, combate, control de vuelo, armamento y pruebas de mar. Se estima que los trabajos tendrán una duración de doce meses y se espera que entre en servicio a comienzos de 2014.

El primero de los dos nuevos buques anfibios de la Marina australiana desplaza 27.851 toneladas a plena carga y mide 230,80 m de eslora total, 32 m de manga y 7,18 m de calado. Cuando entre en servicio, será el barco más grande de la historia de la marina militar del citado país. El segundo buque, “Adelaide”, seguirá un proceso similar al de su gemelo.

Vista aérea de la maniobra del «Canberra» a bordo del «Blue Marlin»

Foto: Navantia