Juan Carlos Díaz Lorenzo

El puerto tinerfeño vivió ayer una jornada de movimientos imprevistos, como consecuencia del mal tiempo reinante. El “fast ferry” Bencomo Express no realizó los viajes de la tarde y esta mañana, después de un ajuste de la programación, se reincorporó a la línea, aunque después de mediodía permanecía atracado en el puerto de Agaete.

El sábado, el “fast ferry” Bencomo Express tuvo que abandonar su atraque habitual en el muelle de ribera para cederle el sitio a su compañero de contraseña Bentago Express, disponiendo la Autoridad Portuaria el atraque provisional en el pantalán que habitualmente utiliza Naviera Armas, de modo que, durante un rato, ambos competidores fueron amistosos vecinos.

El estado de la mar en la tarde del sábado frente a Santa Cruz de Tenerife podemos apreciarlo en la foto del petrolero de productos Hespérides, literalmente bailando entre las olas.

El mal tiempo reinante en la travesía desde Funchal, provocó, asimismo, la cancelación de la escala del crucero bahameño Boudicca en el puerto de Santa Cruz de La Palma, que arribó al antepuerto tinerfeño sobre las 18 horas, y estuvo haciendo maniobras en bucle para mayor comodidad de los pasajeros, atracando a la salida del crucero italiano AIDALuna.

Por su parte, el crucero AIDABella, que estaba en Santa Cruz de La Palma, salió rumbo a Las Palmas siguiendo la traviesa del canal de Juan Prim, entre La Gomera y el suroeste de Tenerife y después, demorando Punta de Rasca, por el canal de Agaete hacia el puerto grancanario.

El fast ferry "Bencomo Express" maniobra para cambiar de atraque

"Bencomo Express" y "Volcán de Tamadaba" comparten el atraque de Naviera Armas

El petrolero "Hespérides", maniobrando frente a Santa Cruz

El crucero "Boudicca" entró a la salida del crucero "AIDALuna"

Fotos: Antonio Sáez