Juan Carlos Díaz Lorenzo

Hapag-Lloyd AG y la Compañía Sud Americana de Vapores (CSAV) firmaron el pasado 16 de abril un acuerdo vinculante por el que el negocio de contenedores de la naviera chilena se fusionará con la compañía alemana, tras la aprobación de las autoridades de la competencia. Con este acuerdo, Hapag-Lloyd AG será la cuarta compañía del sector más importante del mundo con casi 200 buques, una capacidad de transporte de un millón de TEUS, un volumen de transporte anual de 7,5 millones de TEUS y una facturación conjunta de 9.000 millones de euros.

La Compañía Sud Americana de Vapores (CSAV) tendrá, inicialmente, un 30% de participación en Hapag-Lloyd. Con este acuerdo, se convierte en un accionista importante (34 %) junto a HGV y Kühne Maritime. CSAV y Hapag-Lloyd han acordado efectuar una ampliación de capital de 370 millones de euros, a la que la compañía chilena contribuirá con 259 millones de euros. Está en estudio una segunda ampliación de capital por igual cuantía, sujeta a la entrada en Bolsa de Hapag-Lloyd, cuya sede central se mantiene en Hamburgo y tendrá una delegación reforzada en Santiago de Chile, enfocada al negocio en América Latina.

Hapag-Lloyd es una compañía alemana de consolidada presencia en el sector

Foto: Henry M. Trotter

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Las sociedades de clasificación Det Norske Veritas y Germanischer Lloyd han visto refrendado su acuerdo de fusión con el visto bueno de la Comisión Europea, al entender que no plantea problemas de competencia, “dada la posición de mercado moderada resultante en la clasificación de buques y la prestación de servicios de prueba, inspección y certificación, en el sector del petróleo y del gas, y dada la existencia de un número de operadores fuertes de servicios TIC en los sectores pertinentes, así como la frecuencia y facilidad para cambiar de proveedor por parte de los clientes”.

La fusión entre las dos sociedades de clasificación, de amplia reputación y fiabilidad en el sector, había sido aprobada en junio por las autoridades de defensa de la competencia en EE.UU. y Corea del Sur. El pasado 15 de julio, tras la aprobación en Europa, sólo falta para que la fusión se materializase, el un visto bueno de las autoridades de la competencia del Ministerio de Comercio de la República Popular China. En la actualidad, la presencia de ambas sociedades en los astilleros chinos es muy considerable, dado el destacado volumen de pedidos para armadores europeos que se registra en ellos. 

Det Norske Veritas y Germanischer Lloyd avanzan hacia su fusión

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Los accionistas de las compañías de navegación alemanas Hapag Lloyd y Hamburg Süd han decidido suspender “temporalmente” las negociaciones que mantenían desde hace tiempo para una posible fusión entre ambas, informa la segunda compañía en la prensa digital germana. Ambas navieras dieron la primera señal de negociaciones el pasado 18 de diciembre y, en el caso de que finalmente se lleve a cabo, nacería la cuarta compañía sectorial más importante del mundo.

Hamburg Süd ha declarado que mantiene su apoyo a la fusión de los dos gigantes alemanes y la potenciación del puerto de Hamburgo como base de operaciones en Europa. El ayuntamiento de esta ciudad participa junto a HSN Nordbank en el consorcio Albert Ballin, que es propietario del 77,6 % de Hapag Lloyd. Esta compañía tiene una fuerte presencia en el tráfico Este-Oeste y la segunda en el tráfico Norte-Sur, sobre todo en América Latina, a la que debe su denominación.

Caso de una posible fusión nacería el cuarto grupo más importante del mundo

Foto: Henry M. Trotter