Juan Carlos Díaz Lorenzo

Una docena de profesionales de la Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife, Capitanía Marítima y Consorcio Insular de Bomberos asisten estos días a unas jornadas de formación en el Centro de Seguridad Marítima Integral Jovellanos, situados en las instalaciones de Veranes (Asturias), dependiente de la Sociedad de Salvamento y Seguridad Marítima (Sasemar). El programa consiste en formación sobre técnicas y procedimientos de extinción de incendios a bordo de buques, informa la Autoridad Portuaria tinerfeña y también incluye un módulo específico dedicado al gas natural licuado.

Las jornadas forman parte del acuerdo de colaboración suscrito en junio pasado entre Puertos de Tenerife y el Consorcio de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento, en el que se contempla esta formación con una duración de 35 horas certificadas. Entre los días 21 y 25 de junio, los asistentes se familiarizan con diferentes dispositivos y medios de salvamento, individuales y colectivos para supervivencia en la mar; planificación de intervenciones a bordo y los riesgos especiales que de ellas derivan; extinción de incendios en cámara de máquinas y en bodegas de carga.

Uno de los ejercicios realizados en la piscina del Centro Jovellanos

Foto: Centro de Seguridad Marítima Integral Jovellanos

 

Anuncios

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El buque-escuela “Juan Sebastián de Elcano” –comandante, capitán de navío Alfonso Gómez Fernández de Córdoba- partirá el 16 de enero desde la Escuela Naval Militar, en Marín (Pontevedra), para iniciar un proyecto piloto, en el que embarcará por primera vez a alumnos de la escala de tropa y marinería para realizar un crucero de instrucción, informa la Armada Española. Esta misión, en otro tiempo, estuvo asignada al buque-escuela “Galatea”.

Durante un mes, ocho aspirantes a cabo primero y treinta aspirantes a cabo de la especialidad de maniobra y navegación, que están cursando sus estudios en la Escuela de Especialidades Fundamentales de La Graña, situada en Ferrol (La Coruña), realizarán viaje de adiestramiento con el objetivo de completar su formación teórico-práctica. También embarcarán 69 guardiamarinas de cuarto curso.

El buque-escuela “Juan Sebastián de Elcano”, preparado para un nuevo viaje

El buque, que zarpó el 9 de enero del muelle del Arsenal Militar de La Carraca, realizará una navegación de unas 3.000 millas náuticas por aguas del Atlántico, haciendo escalas en Casablanca (Marruecos) y Funchal (Portugal) antes de desembarcar a los alumnos en Ferrol a mediados de febrero.

En este embarque los alumnos de las dos escuelas recibirán clases, tanto teóricas como prácticas, de acuerdo a sus respectivos planes de estudios. Además tendrán la oportunidad de ampliar sus conocimientos técnicos y marineros, y alcanzar un mayor grado de cultura general y una mejor asimilación de los principios, hábitos y virtudes que constituyen el alma de la profesión.

Finalizado este proyecto piloto, el buque-escuela “Juan Sebastián de Elcano” regresará a su base y el 2 de marzo comenzará el LXXXIV Crucero de Instrucción con los guardiamarinas. Partirá desde Cádiz y hará escalas en Las Palmas, Puerto Rico, Panamá, Estados Unidos y Holanda. De vuelta a España, visitará los puertos de Santander, Baiona (Pontevedra) y Marín, donde arribará a mediados de julio.

Foto: Armada Española

 

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Un grupo de diez efectivos de los guardacostas de Djibouti embarcaron la semana pasada a bordo del BAM “Relámpago”, como parte del programa de adiestramiento en labores de lucha contra incendios y otras posibles incidencias susceptibles de ocurrir en cualquier buque, y que necesitan de reacción inmediata así como de unos procedimientos claros y conocidos, informa el Mando Naval de Canarias.

Tras recibir una charla a bordo del BAM “Relámpago” –desplegado desde el 17 de agosto en la Operación Atalanta- sobre el funcionamiento de diversos equipos de contraincendios, el personal de los guardacostas realizó una práctica de los métodos de extinción de incendios mediante el manejo de diferente material.

El BAM “Relámpago” se encuentra desplegado en la Operación Atalanta

Esta actividad ha estado coordinada conjuntamente con EUNAVFOR y “EUCAP-NESTOR”, misión de la Unión Europea que tiene como objetivo el que de forma progresiva los Guardacostas de Djibouti y resto de países del entorno tengan una mayor capacidad para ejercer el control del mar, dificultando de esa forma a los piratas que puedan llevar a cabo sus acciones.

El jefe de operaciones del buque, teniente de navío Felipe Areal, impartió una conferencia al personal del Cuartel General de la Marina de Djiboutii. La charla estuvo dividida en dos partes. En la primera se trató sobre el sistema “Mercury”, que opera a través de internet y es monitorizado continuamente en la zona por buques de guerra, mercantes, armadores y centros de control del tráfico, y donde se actualiza en tiempo real cualquier información relativa a avistamiento de posibles piratas y ataques.

En la segunda parte se familiarizó al personal djibutiense con las BMP (“Best Management Practices” o “buenas prácticas marineras” en español). “Estas son las medidas que se recomienda tomar a los buques que transitan por la zona al objeto de evitar en la medida de lo posible que sean abordados por piratas”, destaca la nota informativa.

Estas actividades, coordinadas con el Cuartel General Avanzado de EUNAVFOR a bordo del buque italiano ‘San Giusto’, forman parte de los objetivos del LMCB (“Local Maritime Capacity Building” o “desarrollo de la Capacidad Marítima Local”), mediante el cual se pretende que los países del “Cuerno de África” tengan una cada vez mayor capacidad para ejercer el control del mar, dificultando de esa forma las acciones piratas.