Juan Carlos Díaz Lorenzo

El buque “Amadea” estuvo ayer en el puerto de El Hierro. Es la tercera vez que este barco de la industria turística arriba a la Séptima Isla, como la llamaba el cronista José Padrón Machín. La calima también dominaba el ambiente y el Cabildo Insular se desvivió en una atención “muy buena” a los pasajeros, colocando stands informativos en el muelle y actuaciones folklóricas, informa Alexander Geistlinger.

Además, ayer, coincidiendo con la presencia de este buque en El Hierro, la cadena de televisión alemana ZDF estrenó la serie titulada “Das Traumschiff”, es decir, barco del ensueño, rodada completamente a bordo. Durante su estancia la tripulación hizo ejercicios de actualización y salvamento. En la actualidad este buque de construcción japonesa está fletado por el selectivo touroperador alemán Phoenix Reisen.

El buque “Amadea”, ayer, en el puerto de El Hierro

La tripulación del buque “Amadea” hizo ejercicios de salvamento

El buque “Amadea” está fletado por Phoenix Reisen

Fotos: Alexander Geistlinger

Anuncios

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El presidente en funciones del Cabildo Insular de El Hierro, Alpidio Armas, desveló ayer en la presentación del catamarán “Volcán de Tirajana”, en el puerto de La Estaca, que Naviera Armas tiene en construcción en un astillero de China un ferry de menores dimensiones que el buque “Volcán de Taburiente”, para que atienda el servicio con aquella isla. Por lo visto, la intención es que el nuevo buque esté en servicio antes de final de año.

No hemos podido confirmar los detalles de la noticia, pero ya sabemos que cuando los políticos lo dicen es que algo hay. En el plazo de año y medio, Naviera Armas, a través de una de sus sociedades llamada Caflaja, ha operado tres catamaranes en la línea El Hierro-Los Cristianos con desigual resultado. Ahora tiene en servicio el buque “Volcán de Tirajana”, dotado de mejores prestaciones, del que se espera cumpla con mejores expectativas y, especialmente, en la temporada de verano.

El ferry “made in China” será nuevo y algo más pequeño que el Volcán de Taburiente

Foto: Alberto Pérez

Juan Carlos Díaz Lorenzo

En el puerto de La Estaca, El Hierro, se encuentra desde esta mañana el buque-escuela sueco “Falken”, que realiza un crucero de entrenamiento invernal por aguas de Canarias. Ayer estuvo en La Palma y hoy muestra la gracia y la elegancia de su estampa marinera en la Séptima Isla, como la denominaba su siempre bien recordado cronista José Padrón Machín y al que vemos en el momento de su arribada, en imagen captada por el capitán José Ignacio Rodríguez Feliciano. El buque es propiedad de la Real Marina de Suecia y tiene un gemelo llamado “Gladan”, asimismo visitante asiduo de los puertos canarios.

Construido en el astillero de Estocolmo, en casco de acero y aparejado de goleta y puesto en servicio en 1948, arbola dos palos con igual número de velas cangrejas y varios foques a proa que largan una superficie vélica de 512 metros cuadrados. Desplaza 232 toneladas en un casco de 42,50 m de eslora, 7,27 de manga y 4,20 m de calado. Está propulsado por un motor de 120 caballos. Cumplen con su función docente realizando largas campañas de instrucción y, fuera de temporada, también son utilizados por asociaciones civiles suecas para la instrucción de jóvenes en el arte de la navegación y la marinería, llevando a bordo, como máximo, 40 personas.

El buque-escuela sueco “Falken”, a su llegada esta mañana a El Hierro

Foto: José Ignacio Rodríguez Feliciano

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Los puertos de La Estaca (El Hierro) y San Sebastián de La Gomera han recibido hoy la primera escala del buque noruego “Fram”. La primera escala, de 08 a 13,30 h, sirvió para que varios grupos recorrieran el interior de la Séptima Isla, como escribía el cronista herreño José Padrón Machín. La siguiente escala, en el puerto de la villa colombina, está prevista a partir de las 16,30 h.

El buque es propiedad de la compañía noruega Hurtigruten Group ASA, con sede en Narvik. A bordo viajan dos centenares de turistas, noruegos en su mayoría y 175 tripulantes. Realiza un crucero de once noches, con puerto de partida en Las Palmas de Gran Canaria y escalas en El Hierro, La Gomera, Funchal y Porto Santo (Madeira), Ponta Delgada, Pico Viejo y Praia da Vitoria (Azores) y Lisboa.  

FramVDE020414.1

El buque “Fram”, visto por la aleta de estribor, en su escala en El Hierro

Construcción número 6.144 del astillero Fincantieri en Trieste (Italia), fue botado en noviembre de 2006 y entregado el 25 de abril de 2007. En su viaje inaugural fue mostrado en varios puertos importantes, caso de Barcelona, Rotterdam, Hamburgo y Copenhague. El 18 de mayo siguiente arribó por primera vez al puerto de Oslo, donde al día siguiente se procedió a la ceremonia de su bautizo.

Es un barco preparado para viajes árticos, con el casco reforzado para navegaciones entre hielos. En el verano de 2007 navegó alrededor de Groenlandia y en la campaña de invierno de aquel año cruzó el Atlántico en dirección sur haciendo lo mismo en la región antártica. Precisamente, en su primer crucero de fin de año, sufrió una avería de propulsión y colisionó contra un iceberg, aunque afortunadamente sin daños graves.

De 11.647 toneladas brutas, 3.818 toneladas netas y 894 toneladas de peso muerto, mide 113 m de eslora total, 20 m de manga y 5 m de calado. Puede alojar a 318 pasajeros y está propulsado por cuatro motores Mak 6M25, con una potencia de 7.924 kw sobre dos ejes, que le permite mantener una velocidad de 16 nudos. Código IMO 9370018.

Foto: Erkki Suomalainen

Juan Carlos Díaz Lorenzo

No es un ferry convencional, como se había dicho, sino otro “fast ferry” el que sustituirá al catamarán “Alcántara Dos” en la línea El Hierro-Los Cristianos. Se llama “Alborán” y procede, asimismo, de la flota de Trasmediterránea. Habitualmente cubre la línea Algeciras-Ceuta. Es una información que nos llega de fuentes bien informadas. Es un gemelo de los buques “Bencomo Express” y “Bentago Express”, de Fred. Olsen Express, alguno de los cuales ya ha navegado en la línea de El Hierro.

Con este buque no habrá problemas de garaje para la carga y tampoco problemas de plazas. Sigue siendo un barco costoso, pues el consumo de combustible es considerable y más en los tiempos actuales, en los que está por las nubes. Pero no debe importar mucho, considerando la subvención del Gobierno de Canarias a través del contrato de la Obligación de Servicio Público, que es de 18 millones de euros en cuatro años, tres mil millones de las antiguas pesetas. 

El catamarán “Alborán” es de la misma serie de los buques de Fred. Olsen

Foto: Salvador Cervantes de la Torre

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Naviera Armas gestiona el alquiler de un ferry convencional para sustituir al denostado catamarán “Alcántara Dos”, al que los inconformistas políticos herreños le han puesto la proa, apenas cinco meses después de su puesta en servicio. Vamos a ver con qué nos sorprende la compañía, pues existe un inconveniente para que el servicio pudiera hacerlo cualquiera de los barcos que tiene operativos, a excepción de los ferries “Volcán de Tauce” y “Volcán de Taburiente”. Y es el puerto de Los Cristianos, que tiene limitaciones operativas para que pueda operar un barco de mayor tamaño. Por cierto, nada ha hecho la Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife para solucionar dicha cuestión.

Es curioso el léxico que emplea el presidente del Cabildo Insular de El Hierro, Alpidio Armas, cuando dice –según leemos en Diario de Avisos– que “el actual barco nos hunde, es nefasto, pues sus condiciones de navegabilidad no sirven para el Atlántico”. No decía lo mismo hace cinco meses. Este profesional de la política, junto a otros de su misma condición, empresarios y algunos adulones, tienen el dudoso mérito –del que salieron impunes– del “asalto” en mayo de 2012 al ferry “Volcán de Taburiente”, cuya lamentable actuación causó considerables perjuicios a los pasajeros de La Gomera y La Palma y un extra coste operativo a la naviera y no les pasó nada. ¿La Justicia es igual para todos?.

Es posible que el catamarán “Alcántara Dos” no sea el barco más adecuado para cubrir la línea Los Cristianos-El Hierro cuando soplan temporales en la mar. Ni éste ni ningún otro. Es incómodo navegando con tiempos de proa y provoca el mareo con cierta facilidad. Hemos tenido un invierno duro y ha suspendido ocho salidas, ninguna de ellas por causas técnicas. Como todas las embarcaciones de alta velocidad, existen unas limitaciones operativas en función de la altura de ola, entre otras consideraciones. Tiene un elevado consumo de combustible y dudamos que haya alcanzado una mínima rentabilidad. Lo que sí ha conseguido es generar rechazo y dañar la imagen del servicio y de la compañía.   

El catamarán “Alcántara Dos” será sustituido en breve. Al menos esa es la intención

Estamos de acuerdo en que éste no es el tipo de barco que necesita El Hierro. Cuando publicamos la noticia en esta misma sección, nos mostramos sorprendidos y escépticos. Sin embargo, como decíamos al principio, en noviembre de 2013 todos estaban contentos con la oferta de Naviera Armas y el presidente del Cabildo Insular, el primero de ellos. Ahora las tornas han cambiado. Y aunque en parte tengan razón, lo curioso –y lo peligroso– es cuando los políticos se meten a capitanes, navieros e ingenieros navales, sin que arriesguen lo más mínimo de sus bolsillos y pretendan decidir en lo ajeno. Todo con tal de no reconocer sus propios errores por no haberse asesorado convenientemente y apresurado a lanzar fuegos artificiales antes de que acabara la fiesta, todo con tal de salir en la foto.

El catamarán “Alcántara Dos”, como dice Manolo Vidal, portavoz de Naviera Armas, se ajusta a los requerimientos de la concesión. Suerte que la compañía tiene la voluntad de sustituirlo –otra cosa es que consiga con la rapidez deseable el barco adecuado en cuanto a características y precio–, pues podría no interesarle mantener el servicio con la isla. En ese caso habría que convocar nuevo concurso de Obligación de Servicio Público, con el riesgo de que quede desierto, pues la línea no es atractiva y no están los tiempos para que las navieras se acuerden de El Hierro por amor al arte. Se trata de empresas privadas que arriesgan sus capitales en un momento económico delicado, en el que la ocupación está bajo mínimos, agravada por la carestía del combustible y si no hay tráfico suficiente y una mínima rentabilidad, el servicio peligra. Así de claro.

El invento de la Obligación de Servicio Público supone una subvención de 18 millones de euros –casi tres mil millones de las antiguas pesetas– en cuatro años. Paga la caja pública. No importa. Sale de nuestros impuestos. Único caso en el transporte marítimo de Canarias, para un servicio claramente deficitario, en el que salvo en fechas puntuales, el resto de los días el barco tiene escasa ocupación. Los dirigentes del Cabildo Insular de El Hierro –a excepción de Tomás Padrón, en su tiempo– y los ayuntamientos de la Séptima Isla han sido incapaces de hacer atractiva a su isla y no han sabido o no han querido abrir las puertas a un turismo sostenible y dinámico en una oferta diferenciada. Y es una pena, pues tienen parte importante de la responsabilidad.

Quede claro, bien claro, que no nos oponemos a que El Hierro tenga el servicio marítimo que le corresponde, pero estimamos que debería ser en igualdad de condiciones al resto de Canarias. Estamos mal acostumbrados a la política de subvenciones. Esta historia es la pescadilla que se muerde la cola. Recordamos, hace años, siendo Héctor de Armas director general de Trasmediterránea en Canarias, la que se armó en El Hierro cuando se decidió el cambio en la salida del ferry “Villa de Agaete” de Santa Cruz de Tenerife a Los Cristianos, pese a que acortaba en cuatro horas la duración del viaje. Sin embargo, pese a la oposición, en poco tiempo el resultado fue visible. Creció el número de pasajeros, coches y carga rodada. La idea era sencilla: se trata de unir desde los puertos más cercanos, siguiendo el mismo y exitoso ejemplo de La Gomera. La estrategia sigue vigente.

Foto: Juan Carlos Díaz Lorenzo

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Poco ha durado la alegría a los inconformistas políticos herreños, cuyo transporte marítimo está subvencionado nada menos que con 18 millones de euros en cuatro años. Se olvida alguno de estos profesionales del ejercicio público que el Cabildo Insular de El Hierro aceptó de buen grado el pliego de condiciones de la Obligación de Servicio Público, en el que se especifica claramente el tipo de buques y ahora tiene el atrevimiento y el descaro político de decir que el catamarán “Alcántara Dos” no se adapta a las condiciones técnicas y operativas de la OSP.

Estos políticos son mucho. Son capitanes, jefes de máquinas e ingenieros navales. Saben de navegación, estiba, maniobra y reglamento. Son navieros, armadores, constructores navales, estibadores y transportistas. Están curtidos en malos tiempos, aunque viajan en avión. Algunos de ellos tienen el dudoso mérito de abordar barcos sin pagar el billete y protagonizar sonados incidentes que no hemos olvidado. ¿Te acuerdas, Alpidio? Y ahora requieren al Gobierno de Canarias para que presione a Naviera Armas y les cambie el barco rápido que, por cierto, no ha suspendido ni una sola vez por avería técnica. Otra cosa son los malos tiempos, que son malos para todos y en las últimas semanas los hemos sufrido y mucho en las aguas canarias. Un capitán no arriesga su barco y menos si las condiciones no son favorables.

El catamarán “Alcántara Dos” se ha vuelto objeto de discordia en El Hierro

Escurren el bulto algunos políticos herreños ante su manifiesta incapacidad para hacer más atractiva su isla y que no tengan que depender de las subvenciones para que el transporte sea el que los ciudadanos merecen. No tienen ideas, no saben o no quieren, que es lo peor. Por eso nos sorprende el acuerdo del pleno del Cabildo Insular de El Hierro en el que todo son exigencias al Gobierno de Canarias sin antes mirar hacia dentro: la continuidad en el servicio y la estabilidad de horarios en los trayectos –¿alguien lo ha puesto en duda– y “la disponibilidad de plazas en la web de la naviera y agencias de viaje, al menos con seis meses de antelación”.

En otro de los puntos del acuerdo institucional del Cabildo Insular de El Hierro se pide “el control estricto” del Gobierno de Canarias en todo lo relativo al seguimiento y cumplimiento de las prescripciones técnicas recogidas en el documento de la OSP, “y de manera específica, en lo relacionado con la disponibilidad de carga rodada y metros lineales estipulados en las cláusulas de concesión, que impide y limita actualmente el acceso de planchas y vehículos destinados a la carga de mercancías”.

Dice la clase política herreña que en los cinco meses que lleva la concesionaria filial de Naviera Armas cubriendo la línea marítima, se han sucedido “múltiples incidencias” por problemas de navegabilidad y operatividad del buque “Alcántara Dos”. Se refiere la primera corporación insular a la “inoperatividad” de este buque cada vez que se dan condiciones adversas en la mar y hablan de las “muchas deficiencias” que supuestamente tiene el buque en cuanto a “condiciones de accesibilidad y navegabilidad: acceso de personas con movilidad reducida y falta de estabilidad del buque, lo que genera mareos, incomodidad y malestar físico, según las reclamaciones de los pasajeros y los empresarios turísticos de El Hierro”.

Estos políticos no saben de lo que hablan. ¿Deficiencias de navegabilidad? ¿Cuáles? Si las tuviera, la autoridad competente –léase, Capitanía Marítima– tendría el barco inmovilizado. Los técnicos, a diferencia de la mayoría de los políticos, sí saben de lo que hablan. ¿Qué el barco se mueve más de lo deseable cuando el tiempo está malo? Ese y todos. ¿Conocen los políticos herreños las condiciones del mar que rodea su isla? Cuando el tiempo es adverso, hay que moderar la velocidad para evitar daños mayores y les afecta tanto a los herreños, como a los gomeros, los palmeros y demás canarios que disfrutan de un servicio de embarcaciones rápidas. Un poco más de seriedad y menos demagogia. Es curioso lo exigentes que se ponen los políticos herreños, posiblemente los menos que viajan en el transporte marítimo de su isla.

Hagamos un poco de memoria. En noviembre de 2013, Alpidio Armas, presidente del Cabildo Insular de El Hierro, celebraba el nuevo escenario del transporte marítimo. Transporte subvencionado, repetimos, por importe de 18 millones de euros en los próximos cuatro años, que es la duración del contrato entre el Gobierno de Canarias y Caflaja, S.L.U. Curioso nombre de una de las sociedades que controla Antonio Armas Fernández, presidente de Naviera Armas, que el 19 de noviembre firmó el contrato con Domingo Berriel, consejero de Obras Públicas.

Ocho frecuencias semanales para una previsible ocupación que, salvo excepciones, será manifiestamente baja. No importa. Paga la caja pública. El doble de lo que la clase política herreña le pareció aceptable, en un momento dado. La generosidad de Naviera Armas resulta llamativa. El servicio principal está a cargo del catamarán “Alcántara Dos”, que inició sus servicios al día siguiente. Cuando las embarcaciones rápidas están de retirada por su elevado consumo y costes de explotación –con la excepción de Fred. Olsen Express, que mantiene la apuesta–, la oferta principal se basa en este tipo de buque que hará seis rotaciones semanales, más otros dos el ferry “Volcán de Taburiente” para asegurar la carga rodada. 

El catamarán “Alcántara Dos”, fletado por Caflaja a Trasmediterránea a través de un bróker, sale lunes, miércoles y viernes de El Hierro a las 14 h y de Los Cristianos a las 17 h. Martes y jueves sale a las 07 h de El Hierro y de Los Cristianos a las 17 h. Los domingos, sale a las 16 h de El Hierro y a las 19,30 h de Los Cristianos. Este horario parece un galimatías. A nuestro modo de ver sería más fácil para el éxito de la línea y la comodidad del pasajero un solo horario, con una hora fija de salida desde cada puerto. 

Martes y jueves el ferry “Volcán de Taburiente” –el barco que nunca descansa– hace sendas rotaciones entre Los Cristianos y El Hierro, vía La Gomera, con salida a las 08,45 h y regreso desde El Hierro a las 14 h. A continuación enlaza con su línea habitual a La Gomera y La Palma. Peor lo tenemos los palmeros, que el viaje siempre es vía La Gomera. Naviera Armas sale de La Palma a las cuatro de la madrugada y Fred. Olsen a las 05,30 h… El documento firmado establece que la naviera no podrá modificar las condiciones. Y Alpidio Armas, principal protagonista del “asalto” en mayo de 2012 al ferry “Volcán de Taburiente” –lo que causó considerables perjuicios a los pasajeros de La Gomera y La Palma y un extra coste a la naviera y no pasó nada–, afirma que “los herreños tenemos motivos extraordinarios para estar contentos”. Entonces, ¿en qué quedamos?

Foto: Juan Carlos Díaz Lorenzo

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Fred. Olsen Cruise Line figura entre las primeras navieras del sector turístico que han apostado por El Hierro. Conviene recordar que fue el buque “Black Prince” el primero de su contraseña que hizo escala en el puerto de La Estaca, en 1987, cuando el atraque era un simple espigón que nada tiene que ver con las instalaciones actuales. 

Desde entonces han pasado algo más de 25 años y la centenaria naviera noruega sigue manteniendo su presencia en la Séptima Isla –como diría el entrañable cronista herreño José Padrón Machín–, en sus itinerarios de temporada. La escala más reciente corresponde al buque “Braemar”, que estuvo ayer en el puerto de La Estaca, en un día espléndido y volverá el próximo 9 de enero. 

El buque “Braemar” en El Hierro, visto en toda su eslora por la banda de babor

Foto: Alexander Geistlinger [Casa Papel]

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Celebra Alpidio Armas, presidente del Cabildo Insular de El Hierro, el nuevo escenario del transporte marítimo con su isla. Transporte subvencionado, que costará 18 millones de euros en los próximos cuatro años, que es la duración del contrato entre el Gobierno de Canarias y Caflaja, S.L.U. Curioso nombre de una de las sociedades que controla Antonio Armas Fernández, presidente de Naviera Armas, quien ayer firmó el contrato con Domingo Berriel, consejero de Obras Públicas.

Ocho frecuencias semanales para una previsible ocupación que, salvo excepciones, será manifiestamente baja. No importa. Paga la caja pública. El doble de lo que la clase política herreña le pareció aceptable, en un momento dado. La generosidad de Naviera Armas resulta llamativa. El servicio principal está a cargo del catamarán “Alcántara Dos”, que inicia hoy sus servicios. Cuando las embarcaciones rápidas están de retirada por su elevado consumo y costes de explotación –con la excepción de Fred. Olsen Express, que mantiene la apuesta–, la oferta principal se basa en este tipo de buque que hará seis rotaciones semanales, más otros dos el ferry “Volcán de Taburiente” para asegurar la carga rodada. 

El catamarán “Alcántara Dos” ha iniciado hoy el nuevo servicio

El catamarán “Alcántara Dos”, fletado a Trasmediterránea a través de un bróker, cubrirá el servicio con el número de frecuencias indicado, excepto sábados. Lunes, miércoles y viernes saldrá de El Hierro a las 14 h y de Los Cristianos a las 17 h. Martes y jueves saldrá a las 07 h de El Hierro y de Los Cristianos a las 17 h. Los domingos, saldrá a las 16 h de El Hierro y a las 19,30 h de Los Cristianos. Este horario parece un galimatías. A nuestro modo de ver sería más fácil para el éxito de la línea y la comodidad del pasajero un solo horario, con una hora fija de salida desde cada puerto. 

Martes y jueves el ferry “Volcán de Taburiente” –el barco que nunca descansa– hará sendas rotaciones entre Los Cristianos y El Hierro, vía La Gomera, con salida a las 08,45 h y regreso desde El Hierro a las 14 h. A continuación enlazará con su línea habitual a La Gomera y La Palma. El documento firmado establece que la naviera no podrá modificar las condiciones. Y Alpidio Armas, principal protagonista del “asalto” en mayo de 2012 al ferry “Volcán de Taburiente” –¿se acuerdan?–, lo que causó considerables perjuicios a los pasajeros de La Gomera y La Palma y un extra coste a la naviera y no pasó nada, afirma que “los herreños tenemos motivos extraordinarios para estar contentos”. No es para menos.

Foto: Juan Carlos Díaz Lorenzo

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El Gobierno de Canarias aprobó ayer una partida de nueve millones de euros para la contratación urgente de la Obligación de Servicio Público (OSP) referida al transporte marítimo de la isla de El Hierro. Se advierte explícitamente la contratación urgente de la línea denominada Santa Cruz de Tenerife-Los Cristianos-La Estaca-Los Cristianos-Santa Cruz de Tenerife, prevista en el anexo II del decreto por el que se desarrolla el régimen especial de prestación de los transportes marítimos regulares.

El portavoz del gobierno regional, Martín Marrero, dijo que este decreto establece que, en congruencia con la situación especial de lejanía de la isla de El Hierro –situada a la misma distancia que La Palma-, la dimensión de su mercado y población, se requiere un estatus especial “que no se basa en la demanda, sino en garantizar la conectividad de la isla y las condiciones de accesibilidad de sus habitantes”. Razón por la cual se deben satisfacer las necesidades básicas de comunicación y, en concreto, la mencionada línea.

Fred. Olsen y Naviera Armas son los llamados a cubrir el servicio

La partida de nueve millones de euros aprobada ayer se destinará a las anualidades de 2013, 2014 y 2015, por un importe de tres millones de euros en cada una de ellas. Con este dinero público, el Gobierno de Canarias mantendrá la Obligación de Servicio Público –ahora mismo en tramitación- y que se concreta en seis frecuencias semanales desde los puertos de Santa Cruz de Tenerife y Los Cristianos a La Estaca (El Hierro). La capacidad ofertada será de 8.600 plazas semanales y 8.250 metros lineales de carga.

El Gobierno de Canarias pretende con este concurso “que los ciudadanos herreños cuenten con un transporte adecuado en términos de frecuencia, capacidad y precio, al mismo tiempo que se establecen unos parámetros de compensación, que permitan a las empresas navieras prestar el servicio de una forma sostenida en el tiempo”. El portavoz matizó que este concurso “lleva muchas semanas tramitándose” y negó que se pueda establecer una relación de “causa-efecto” entre las amenazas de veto a los presupuestos regionales de 2013 por parte de diputados herreños y esta contratación, informa la Agencia Efe, aunque todos sabemos que algo sí ha tenido que ver.

Foto: Archivo de Juan Carlos Díaz Lorenzo