Juan Carlos Díaz Lorenzo

Desde hoy y hasta el próximo 1 de junio, la Armada participará junto a otros 29 organismos estatales, locales y autonómicos en un ejercicio conjunto de seguridad marítima denominado MARSEC-15. Se realizará adiestramiento sobre once escenarios diferentes, que se desarrollarán en varios puntos de la costa española. El objetivo consiste en comprobar la capacidad de coordinación y colaboración de la Fuerza de Acción Marítima de la Armada con otros organismos para realizar operaciones de seguridad marítima. 

Pretende, asimismo, mejorar la coordinación en la mar entre las unidades de la Armada y organismos gubernamentales y no gubernamentales, ya sean con responsabilidad o relacionados con la acción del Estado en la mar, en el planeamiento, conducción y ejecución de operaciones de protección de los espacios marítimos de interés, cubriendo un amplio espectro de situaciones. Asimismo, pretende mejorar la coordinación en la lucha contra el tráfico de drogas y la inmigración irregular, control sanitario de inmigrantes, buceo, guía del tráfico marítimo y auxilio y rescate en la mar. 

La Armada española tutela este ejercicio de indudable interés

Para el desarrollo del ejercicio MARSEC 2015, la Armada aporta diez buques, unos  400 marinos de la Fuerza de Acción Marítima y una fuerza de Infantería de Marina. Participan el Ministerio de Justicia,  las comunidades autónomas de Baleares, Cataluña, Andalucía y Canarias, delegaciones y subdelegaciones del Gobierno en Baleares, Barcelona, Canarias, Málaga y Tarragona, Secretaria General de Pesca (SEGEPESCA), Dirección General de la Marina Mercante, la Asociación de Navieros Españoles (ANAVE), el Centro Permanente de Información y Coordinación del Ministerio del Interior (CEPIC), Puertos del Estado, Sociedad Estatal de Salvamento y Seguridad Marítima (SASEMAR), Centro de Inteligencia Contra el Crimen Organizado (CICO), Centro Nacional de Coordinación Antiterrorista (CNCA), Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT), Dirección Adjunta de Vigilancia Aduanera (DAVA), Departamento de Seguridad Nacional, Guardia Civil, Cuerpo Nacional de Policía, Ejército del Aire, Ejército de Tierra, Autoridades Portuarias y Capitanías Marítimas de Barcelona, Las Palmas de Gran Canaria, Málaga, Palma de Mallorca, Tarragona y Santa Cruz de Tenerife, Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad (CECOES 112), Policía Local de Málaga, Las Palmas de Gran Canaria, Santa Cruz de Tenerife y Tarragona, Protección Civil, Cruz Roja Española, Universidades de Cantabria y Cádiz, Sanidad Exterior y otros organismos locales y regionales. 

En el desarrollo de los distintos escenarios del ejercicio está prevista la presencia de observadores de países aliados. La gran singularidad de este ejercicio es que aúna los esfuerzos de los distintos organismos y agencias, civiles o militares, gubernamentales o no, para lograr el objetivo común de salvaguardar los intereses nacionales en los distintos espacios marítimos, resaltando que la dirección de cada uno de los escenarios, la ejerce el organismo civil o militar responsable de su ejecución en caso real, conforme a la legislación española. 

El ejercicio MARSEC 2015 está programado y dirigido por el almirante de la Flota (ALFLOT) y conducido por el almirante de Acción Marítima (ALMART) y se desarrollará en los siguientes escenarios: 

Escenario I: En aguas territoriales españolas. Ejercicio de activación el Sistema Naval de Cooperación y Orientación al Tráfico en aguas del Mediterráneo. Objetivo: mejorar la coordinación entre los diferentes niveles de la organización nacional NCAGS (‘National Cooperation and Guidance for Shipping). 

Escenario II: En aguas territoriales entre Cabo de Palos y Castellón. Activación del Plan de Vigilancia y Seguridad Marítima. Objetivo: elevar el adiestramiento en procedimientos de coordinación entre el Servicio Marítimo de la Guardia Civil y la Armada en la gestión de un incidente de Seguridad Marítima, así como adiestrar a las unidades de la Armada y Guardia Civil en la coordinación y ejecución táctica de procedimientos de búsqueda, detección, localización y asalto de un buque en la mar. 

Escenario IIIa, IIIb y IIIc: En los puertos de Málaga, Palma de Mallorca y Tarragona. Ejercicio de activación de planes de protección de seguridad en puertos civiles. 

Escenario IV: Puerto y Arsenal Militar de Las Palmas de Gran Canaria, así como las aguas próximas a dicho puerto. Actuación ante incidencia de seguridad marítima en la Isla de Gran Canaria hasta una distancia de cuatro millas náuticas de Las Palmas. Ejercicio de actuación ante actividades ilegales: terrorismo marítimo, tráfico de drogas, emergencia en puerto, seguridad en instalaciones portuarias y salud pública ante posible contaminación radiactiva. 

Escenario V: Puerto de Santa Cruz de Tenerife y aguas próximas a la isla de Tenerife. Ejercicio de lucha contra el narcotráfico y terrorismo.

Escenario VI: En el puerto de Barcelona. Buque de carga proveniente de Sierra Leona y con escala prevista en el puerto de Barcelona. En los días previos a su llegada, se recibe información a través de su consignatario a Capitanía Marítima y Sanidad Exterior  de la existencia de polizones a bordo de dicho buque con diversas incidencias sanitarias graves, posiblemente contagiosas. 

Escenario VII: Mar de Alborán. Colaboración de la Armada con el Servicio de Vigilancia Aduanera (DAVA). 

Escenario VIII. Aguas de Galicia (ría de Ares). Colaboración de la Armada con el Ejército del Aire y SASEMAR en operaciones de rescate aéreo sobre buque siniestrado. 

Escenario IX: Despliegue del Regimiento de Artillería de Costa nº 4 en el COVAM (Centro de Operación y Vigilancia de Acción Marítima). Practicar procedimiento de integración RACTA-4/COVAM, para actualización y conocimiento de la situación marítima de las zonas de despliegue (Estrecho de Gibraltar y puertos de Cartagena y Almería). 

Escenario X: Aguas de Almería. Ejercicio de integración de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en buques de la Armada. 

Escenario XII: Aguas costeras de Murcia. Colaboración con SEGEPESCA simulando robo y destrucción de jaulas marinas.

Foto: Armada española

Anuncios

El día más largo

abril 18, 2015

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Un grupo de 99 alumnos de la Escuela Superior de Náutica y de Enfermería de la Universidad de La Laguna vivieron esta semana una de las experiencias a las que pueden enfrentarse la gente de la mar. Un día completo, 24 horas, a bordo de dos botes remolcados desde el muelle de la Escuela, equipados con un chaleco salvavidas y sin alimentos. Y a vivir cada cual su experiencia, con la compañía de un grupo de profesores y el capitán marítimo, siempre muy interesado en estas cuestiones. La práctica se ha repetido por sexto año consecutivo y hubo diez abandonos.

El sol de primavera, el frío de la noche, sin agua ni comida, la incomodidad de estar sentados, apretados o de apenas moverse en un espacio reducido, dolores de espalda, mareos, hacer las necesidades fisiológicas como se pueda, la convivencia, el compañerismo, todo un compendio para poner a prueba la resistencia y la capacidad de reacción, que forma parte de la asignatura de Seguridad Marítima.  La mejor práctica complementaria a la teoría del aula, donde se vela porque todo vaya bien ante cualquier contingencia. Un naufragio siempre es posible y hay que estar preparados.

Los dos botes quedaron 24 horas a la deriva frente al litoral de Anaga

Foto: Elena Rodríguez de la Sierra

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El buque de aprovisionamiento de combate “Cantabria” (A-15) atracó en la mañana de ayer en la Estación Naval de La Graña, en Ferrol (A Coruña), concluyendo así un despliegue de diez días en los que ha colaborado y se adiestrado con otras unidades de la Armada en aguas de la bahía de Cádiz. El 17 de junio el BAC “Cantabria” se hizo a la mar con destino a Rota para colaborar con la calificación operativa de la fragata “Navarra” (F-85), comenzar el adiestramiento en el área de vuelo con helicópteros de la Flotilla de Aeronaves y participar en los ejercicios MAR-42 de adiestramiento de fragatas de la clase “Santa María”, informa la Armada española.

El pasado fin de semana el BAC “Cantabria” entró en la Base Naval de Rota y durante su estancia en puerto realizó relleno de combustible para aeronaves y efectuó adiestramiento del personal de vuelo en las diferentes Escuadrillas de helicópteros. Durante las jornadas en la mar se intensificó el adiestramiento en las áreas de seguridad interior y vuelo, contando para ello con el apoyo de personal cualificado del Centro de Valoración para el Combate y la colaboración de helicópteros de la Flotilla de Aeronaves.

Suministro a una fragata de la clase “Santa María” 

El día de mayor intensidad fue el 24 de junio, en el que el BAC “Cantabria” se centró en su función principal y realizó diez aprovisionamientos en la mar, seis de líquidos y cuatro de pesos pesados, con cuatro fragatas de la 41ª Escuadrilla y la fragata “Méndez Núñez” (F-104), que también se desplazó desde Ferrol para participar en estas maniobras. El último de los aprovisionamientos se simultaneó con operaciones de vuelo con una aeronave de la Quinta Escuadrilla procedente del buque de asalto anfibio “Castilla” (L-52).

Antes de su regreso a Ferrol, el BAC “Cantabria” completó la certificación de su TACAN gracias al apoyo prestado por la fragata “Reina Sofia” (F-84)y el equipo de calibración del Grupo 47 del Ejército del Aire. Durante el tránsito a su base continuó el adiestramiento en las distintas áreas de capacidad e interaccionó con el buque de la Krigsmarine “Berlin”, con el que efectuó un aprovisionamiento en la mar. En esta ocasión, el buque español actuó por primera vez como buque receptor de combustible. La navegación permitió la ambientación e integración de 13 guardiamarinas de la Escuela Naval que embarcaron el 16 de junio para comenzar sus prácticas en unidades de la Flota.

Foto: Armada española 

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Desde hace nueve días y hasta el próximo viernes, 23 de mayo, la Armada participa  junto a otros 25 organismos estatales, locales y autonómicos en un ejercicio conjunto de seguridad marítima denominado MARSEC-2014, que se desarrolla en once escenarios distintos, distribuidos a lo largo de la geografía costera española. Tiene carácter anual con el objetivo de comprobar y mejorar la capacidad de coordinación y colaboración de la Fuerza de Acción Marítima de la Armada con otros organismos estatales.

Ayer se realizó el escenario IV en torno al muelle de Santa Catalina del puerto de Las Palmas y a un escenario de coordinación de incidencias de seguridad marítima, a levante de Gran Canaria con una distancia máxima de cuatro millas náuticas del puerto de Las Palmas. El buque de Acción Mmarítima “Tornado” (P-44) participó como buque blanco.

Además de la Armada participaron en este ejercicioel Ejército del Aire, la Sociedad de Salvamento y Seguridad Marítima (SASEMAR), la Cruz Roja, el Servicio de Urgencias Canario (SUC),Sanidad Exterior,elCentro Coordinador de Emergencias y Seguridad (CECOES 112), el Centro de Coordinación Regional de Canarias (CCRC), la Dirección General de Seguridad y Emergencia del Gobierno de Canarias, Guardia Civil, Policía Local, Cuerpo Nacional de Policía, Delegación del Gobierno, Capitanía Marítima, Autoridad Portuaria, Escuela taller “Arucas, Deporte y Salud”, Red Radio de Emergencia (REMER) y Asociación de Navieros Españolas.

El BAM “Tornado” (P-44) actuó como buque blanco en el ejercicio MARSEC-14

Foto: Armada española

 

Juan Carlos Díaz Lorenzo

La semana pasada coincidieron en el puerto de Las Palmas de Gran Canaria, por primera vez, los buques “Esperanza del Mar” y “Juan de la Cosa”, ambos propiedad del Instituto Social de la Marina, con la finalidad de realizar un ejercicio en el que se trataba de poner a prueba su capacidad de auxilio y asistencia sanitaria a la gente de la mar que lo precise. La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, asistió al simulacro de salvamento realizado en aguas del puerto grancanario.

El buque “Esperanza del Mar” (4.893 TRB), construido en Naval Gijón y en servicio desde octubre de 2001, tomó el relevo a su predecesor, un antiguo buque portacontenedores adaptado para la misión de centro de atención hospitalaria, cuyo protagonismo en el banco pesquero subsahariano es muy relevante. El buque “Juan de la Cosa” (2.649 TRB), tomó forma en el mismo astillero y está en servicio desde 2006. Este último está presente en los caladeros del Atlántico Norte.

Los buques “Esperanza del Mar” y “Juan de la Cosa” coincidieron en Las Palmas

Ambas unidades son barcos específicamente diseñados para la asistencia sanitaria y logística a los barcos pesqueros españoles y están preparados para navegar en cualquier parte del mundo. Están bien equipados y dotados de los últimos avances técnicos. Situados en zonas de gran concentración de flota española, prestan asistencia sanitaria “in situ” a cualquier barco que lo solicite y se encuentre dentro de su área de cobertura, facilitando tanto la consulta por radio, ambulatoria e incluso la hospitalización a bordo de los pacientes cuando es así prescrita. Si la gravedad del caso lo requiere, también realizan la evacuación a tierra en el medio más adecuado y rápido posible.

El ejercicio conjunto se celebró en aguas del puerto grancanario

Desempeñan su actividad en estrecha colaboración con el Centro Radio-Médico del Instituto Social de la Marina y con el Centro Nacional de Coordinación de Salvamento Marítimo de la Sociedad Estatal de Salvamento Marítimo, responsable de organizar la evacuación del tripulante desde alta mar en el medio disponible más adecuado, en los casos que precisan evacuación urgente a puerto. Como complemento de la actividad sanitaria, también prestan apoyo logístico de emergencia, como desenganche de redes, servicio de buzos, reparaciones eléctricas, etc.,  a los barcos españoles que lo precisen e, incluso, recogida de náufragos.

El diseño de ambos barcos se realizó tomando como base un hospital que ocupa una cubierta completa desde proa, con acceso directo al helipuerto y a la cubierta, lo que facilita el traslado de enfermos y náufragos a la zona hospitalaria. La capacidad inicial del buque “Esperanza del MAR” es de 17 pacientes en la zona hospitalaria y 30 en la de náufragos, siendo las áreas de enfermos y náufragos independientes del resto de las dependencias del buque. El buque “Juan de la Cosa” por su parte tiene una capacidad para diez pacientes en la cubierta del hospital más doce camas para ampliación del hospital y uso diverso.

Fotos: Manuel V. Samper Díaz

 

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Cada vez es más frecuente ver ejercicios de arriado e izado de botes y despliegue de los medios de salvamento durante las escalas de los cruceros de turismo, no sólo cumpliendo con los procedimientos establecidos y de entrenamiento de las tripulaciones, sino también como imagen de seguridad para los pasajeros, sobre todo después del accidente sufrido en enero de 2012 por el buque “Costa Concordia”.

Y eso es lo que sucedió ayer durante la escala en Vigo del buque “Ventura”, en la que, como precisa Alfredo Campos Brandón, autor de las fotos que acompañan, “se estuvieron realizando pruebas, comprobando los equipos de abandono de buque con ensayos del sistema, tanto por una banda como por la otra, para lo que el buque estuvo atracado en principio por la banda de babor y más tarde por la banda de estribor”.

El buque “Azura”, recién atracado babor al muelle

La meteorología ofreció a primera hora cielos cubiertos y espacio gris

“El sistema es similar al instalado en el buque de proyección estratégica “Juan Carlos I”, nuestro buque insignia de la Armada. Se trata de una plataforma hinchable que, lanzada al mar, queda unida al buque por dos tolvas por la que se lanzan las personas y es en la superficie del agua donde se aproximan los botes salvavidas para recoger a las personas. Esto motivó que la salida prevista para las 17 h se retrasase hasta las 19,15 h. Todo se realizo según lo previsto en cuanto a maniobras, así como logística de apoyo desde tierra con grúas”.

Los equipos de abandono del buque, al costado de estribor

Los ejercicios en puerto están previstos en los protocolos de seguridad

El buque arribó a las 07,30 h procedente de Southampton en viaje a Lisboa, en esta ocasión con 3.421 pasajeros y 1.184 tripulantes a bordo. Durante su estancia salieron diez autobuses con excursiones programadas, a Santiago de Compostela, Cambados y Bayona la Real “y también se formaron grupos de turistas con guía, para ver la ciudad caminando, todo esto animó la zona portuaria y el comercio de la ciudad, dando un aspecto festivo, también, durante el día”, agrega nuestro estimado amigo y destacado colaborador.

Después el buque dio la vuelta y atracó estribor al muelle

Construcción número 6.166 de los astilleros Fincantieri, en Monfalcone (Italia), entró en servicio en abril de 2008. Es un buque de 115.055 toneladas de registro bruto (GRT) y son sus principales dimensiones 289,60 m de eslora total, 36 m de manga y 8,50 m de calado. Dispone de acomodación para 3.476 pasajeros, repartidos en 1.557 camarotes, de los cuales 900 tienen balcón. Para los viajeros solteros, el buque “Azura” ofrece 18 cabinas individuales. El teatro, repartido en dos cubiertas, permite el asiento de 800 pasajeros en cada sesión. Está propulsado por seis motores Wärtsila, con una potencia de 67.480 kw, que le permite desarrollar una velocidad de 21,7 nudos. Código IMO 9424883.

Fotos: Alfredo Campos Brandón