Juan Carlos Díaz Lorenzo

En el día de hoy se cumplen 35 años de la entrega oficial de la corbeta “Descubierta” (F-31) a la Armada española, en ceremonia celebrada en el Arsenal Militar de Cartagena, donde el nuevo buque y los restantes de su serie tuvieron su base operativa durante muchos años. Fecha conmemorativa del año 1978 en la que ya había asumido el mando el entonces capitán de corbeta Amancio Rodríguez Castaños (Santa Cruz de La Palma, 1933), quien en el año lustral de 1995, con el empleo de vicealmirante, desempeñó el mando de la Zona Marítima de Canarias, como así se denominaba entonces.

El almirante Rodríguez Castaños ha sido el único palmero del siglo XX que alcanzó dicho rango en la Armada española y su nombre está asociado a la historia de la isla marinera por excelencia en la que nacieron otros dos almirantes: Francisco Díaz Pimienta, en el siglo XVI y Antonio Fernández Rojas, un siglo después. En los ocho meses en que estuvo al frente de la Zona Marítima de Canarias, además de las funciones propias de su cargo, desempeñó una intensa actividad relacionada con la Armada, caso de la entrega de la bandera de combate al patrullero “Centinela”, en Santa Cruz de La Palma y la fragata “Canarias”, en Santa Cruz de Tenerife. Tiempo después, el Cabildo Insular de La Palma le distinguió con el honroso título de Hijo Predilecto.

Amancio Rodríguez Castaños (Santa Cruz de La Palma, 1933)

Amancio Rodríguez Castaños ingresó en 1953 en la Escuela Naval Militar. En 1957 obtuvo el despacho de alférez de fragata y un año después el empleo de alférez de navío. En 1962 ascendió a teniente de navío, en 1972 a capitán de corbeta, en 1980 a capitán de fragata y en 1985 a capitán de navío. En 1990 ascendió a contralmirante y en 1993, a vicealmirante. Entre otros destinos destacados de su carrera figuran los siguientes. comandante del dragaminas “Ebro”, segundo comandante del destructor “Álava”, comandante de la corbeta “Descubierta” y comandante del destructor “Alcalá Galiano”, jefe de la Oficina de Valoración y Adiestramiento a Flote (OVAF), jefe del Arsenal Militar de Las Palmas de Gran Canaria, subdirector de mantenimiento de la División Logística de la Jefatura de Apoyo Logístico, almirante jefe de la División Logística del Estado Mayor de la Armada, almirante director de Construcciones Navales Militares y, por último, almirante-jefe de la Zona Marítima de Canarias.

Diplomado de Estado Mayor, especialista en armas submarinas, profesor de la Escuela de Armas Submarinas y del Centro de Instrucción y de Adiestramiento de la Flota, está en posesión de la Gran Cruz del Mérito Naval con distintivo blanco, cinco cruces del mérito naval de primera clase con distintivo blanco, medalla militar de primera clase de las Fuerzas Armadas de Portugal y cruz, encomienda, placa y gran cruz de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo. Casado en Alemania con Anne Marie Fehst Brocke, tiene descendencia y reside en Madrid. 

Las corbetas de la clase “Descubierta” son buques de diseño español, construidos a partir de la experiencia tecnológica de la Empresa Nacional Bazán en el programa de las corbetas de clase “João Coutinho” para la Armada Portuguesa. Un ingeniero naval nacido en Lanzarote, Antonio Armas López, participó en ambos proyectos. De un total de nueve corbetas construidas, las cuatro primeras tomaron forma en el astillero de Cartagena y las cinco restantes en el astillero de Ferrol. Las seis unidades adscritas a la Armada española formaron la desaparecida 21ª Escuadrilla de escoltas, con base en Cartagena. Con estas corbetas, la Empresa Nacional Bazán reforzó su expansión internacional, ya que fue el primer buque moderno de combate diseñado en España que fue exportado, con dos unidades a Egipto y una a Marruecos.

Estampa marinera de la corbeta “Descubierta” (F-31), primera de la serie

En el primer trimestre de 1980, las corbetas “Descubierta” y “Diana” hicieron un largo viaje de promoción para su presentación a los mandos navales y autoridades de diversos países latinoamericanos, ocasión en la que navegaron por el canal de Panamá, bordearon la costa oeste del continente sudamericano y después de cruzar los canales patagónicos, regresaron a nuestro país por el Atlántico en un recorrido de 20.000 millas náuticas en 74 singladuras.

El 9 de octubre de 1989 se convirtió en el primer buque español que participó en una fuerza de la OTAN, al incluirse en una activación de la Fuerza Naval no permanente de la OTAN en el Mediterráneo (NAVOCFORMED). En la Armada Española se las conoció con el apodo de “hormigas atómicas” debido al poderoso armamento que portaban para lo limitado de su desplazamiento, de 1.640 toneladas. En 2000, la corbeta F-31 fue reconvertida en patrullero de altura (P-75) y entonces se procedió a la modificación de una parte de su poderoso armamento y equipos de sensores. El 30 de junio de 2009 causó baja en la Lista Oficial de Buques de la Armada.

Fotos: Archivo de Juan Carlos Díaz Lorenzo

Anuncios

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Para hoy, viernes 26 de febrero, está prevista la arribada al puerto de Santa Cruz de La Palma de los patrulleros de la Armada Española Cazadora (P-78) y Centinela (P-72), en donde permanecerán hasta el próximo domingo, día 28. Dichas escalas se enmarcan en las visitas protocolarias que el almirante jefe del Mando Naval de Canarias, vicealmirante Francisco Javier Franco Suanzes (en el cargo desde agosto de 2009) realiza a cada una de las islas del archipiélago, coincidiendo, en esta oportunidad con el “II Cross Ayudantía de Marina” que, organizado por la Ayudantía Naval de La Palma, se desarrollará en la mañana del domingo día 28 de febrero.

Los patrulleros Cazadora y Centinela están al mando de los capitanes de corbeta Juan Pablo Díez-Pache Mackinlay y Mariano Esteban Romero, respectivamente, y el mando de la Ayudantía Naval de La Palma lo desempeña el capitán de corbeta Francisco Sequeiro Leira. Se da la circunstancia de que el almirante-jefe del Mando Naval de Canarias fue comandante de la corbeta Cazadora, en la que hoy enarbola su insignia.

Patrullero "Cazadora" (P-78), con base en Las Palmas

Estampa marinera del patrullero "Centinela" (P-72)

Hemos de recordar que el patrullero Centinela tiene una arraigada relación con la isla de La Palma, pues aquí recibió su bandera de combate en 1995, siendo almirante-jefe de la Zona Marítima de Canarias el vicealmirante Amancio Rodríguez Castaños.

El ilustre palmero, entonces con el empleo de capitán de corbeta, fue el primer comandante de la corbeta Descubierta y en unión de la corbeta Diana, hicieron en el primer trimestre de 1980 un largo viaje de promoción de los nuevos buques ante los mandos navales y autoridades de diversos países latinoamericanos, ocasión en la que navegaron por el canal de Panamá, bordearon la costa oeste del continente sudamericano y después de cruzar los canales patagónicos, regresaron a nuestro país por el Atlántico, previas escalas en el itinerario asignado, recorriendo 20.000 millas náuticas en 74 singladuras.

Fotos: Pacodime y Señalero (www.fotosdebarcos.com)