Balearia y Naviera Armas temen que un naviero extranjero compre Trasmediterránea

octubre 1, 2014

Juan Carlos Díaz Lorenzo

No parece que Balearia sea en estos momentos la opción más viable para quedarse con Trasmediterránea. A los resquemores de un pasado reciente por una denuncia fruto de una delación que se tradujo en una multa de 80 millones, no está claro que Competencia apruebe el monopolio de facto que se produciría en Baleares y Levante, si la opción de la naviera de Abel Matutes resulta finalmente la adjudicataria. Y aunque a las partes contendientes les importa poco, las tripulaciones ven con escepticismo la posible llegada de Balearia, escasamente respetuosa con el empleo y el abanderamiento de los barcos.

Por lo que sabemos, Acciona prefiere a un grupo naviero extranjero, posiblemente europeo, con mejores prácticas en cuanto a la gestión de barcos y tripulaciones, que la  opción que representa Balearia, que sigue siendo una dura competidora. Savia nueva para ver si el sector marítimo se regenera en este país. Claro que un propietario ajeno preocupa también a otro de los pequeños accionistas de Acciona, Naviera Armas, que se ha metido de lleno en la línea Canarias-Huelva y Melilla-Motril-Almería, en abierta competencia con su “hermana mayor”, además de tener un barco arrendado en la línea Canarias-Sevilla, mientras los rolones de Trasmediterránea están amarrados.

La venta de Trasmediterránea está provocando una gran expectación

En el supuesto de que Balearia fuera la nueva propietaria de Trasmediterránea, los efectos colaterales derivados de la integración serían nefastos para los recién llegados. Se habla de unos 600 despidos, entre tripulantes y personal de tierra en los puertos de Baleares, Mediterráneo y Estrecho, donde ya opera la naviera de Matutes en líneas y franjas horarias muy parecidas. Y, al mismo tiempo, se entiende que desaparecería la compañía fundada en 1916, con lo que no cumpliría su centenario.

Algunas fuentes hablan de una “maniobra de desestabilización” la aparente intención de Balearia para la compra de Trasmediterránea, de la que el Grupo Acciona quiere deshacerse antes de que acabe el año. No parece que los números de Balearia sean los mejores, considerando que tiene una deuda reconocida de algo más de 300 millones de euros, fruto, en parte, de los buques nuevos construidos en el astillero Barreras. Parece que tampoco hace mucha gracia a los clientes que haya monopolio de facto en Baleares, donde ahora existe competencia y pueden elegir tanto pasajeros como cargadores, sobre todo estos últimos.

Foto: Javier Ortega Figueiral

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: